Rugby | Liga balear

Este Ibiza es una apisonadora

| | Eivissa |

Valorar:
preload
Franklin, con el oval, se marcha de un defensor de El Toro, en el partido disputado en Can Misses.

Franklin, con el oval, se marcha de un defensor de El Toro, en el partido disputado en Can Misses.

26-01-2019 | Arguiñe Escandón

El Ibiza Rugby dio ayer un zarpazo a la liga tras destrozar a El Toro en Can Misses (46-15). El partido sólo tuvo un color y fue el rojo de los ibicencos. Desde el minuto uno se vio la superioridad y la diferencia de nivel que había entre los dos equipos. Es cuestión de tiempo que el quince de la lagartija se coloque en lo más alto de la clasificación. La superioridad de los de Vila es total y pese a tener dos partidos menos, sólo están a dos puntos de la primera posición que precisamente tienen los mallorquines.

En un partido marcado por el viento, los locales supieron aprovechar los primeros minutos para romper el marcador. En el minuto tres, en la primera vez que los ibicencos salían de su campo, Sebas, el capitán, aprovechó una patada defectuosa del zaguero mallorquín para cazar el balón y plantarla en la zona de ensayo. 5-0.

La apisonadora ibicenca se puso a funcionar y antes del minuto 10 llegaron dos nuevos ensayos. Valentín y Sparano fue los autores, además Sebas se encargó de convertir una transformación. 17-0 y el partido no había hecho nada más que empezar.

Al cuarto de hora, Sparano volvió a llegar a la línea de ensayo tras una jugada que nació en una touch. El Ibiza era superior en todas las facetas del juego. Ganaban las melés, las touch, placaban más y mejor e intercambiaban fases de la delantera con juego en la línea.

Un vendaval para El Toro.

Juan Otero se encargó de seguir demostrando quien manda en el rugby balear con un nuevo ensayo y la posterior transformación que corrió a cargo de Justo (29-0).

Pasada la media hora de juego se vivió el momento con mayor tensión del encuentro. Un pequeño enganchón que se saldó con una amarilla para Sebas, que abandonó el campo durante 10 minutos. No importó. Antes del descanso, Franklin realizó un gran corte que destrozó la defensa mallorquina y consiguió un nuevo ensayo para los locales, y Justo no volvió a fallar a palos (36-0).

En el segundo periodo, el Ibiza se relajo. El Toro aprovechó el bajón de los pitiusos y consiguió su primer ensayo a los cinco minutos al cortar un pase y encontrarse todo el camino despejado. La patada también entró (36-7).

En el 57 y en el 61, Sebas y Connor llevaron el oval hasta la línea de ensayo para terminar de matar el partido (46-7). En los compases final todavía hubo tiempo para un nuevo ensayo mallorquín que dejó el marcado en el definitivo 46-12. En los minutos finales el Ibiza movió el banquillo y debutó el exyudoca Víctor Canseco.

La victoria, con el bonus ofensivo, da cinco puntos a un quince de la lagartija que va lanzado a por el campeonato balear. El Ibiza Rugby no tiene rival.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.