Adrián Guirado celebra su victoria al cruzar la línea de meta. | Irene Arango

0

Si había este sábado en la línea de salida un atleta que conocía a la perfección el recorrido, ese era Adrián Guirado. El atleta de la Peña Deportiva se impuso en los 12 kilómetros de la Ibiza Marathon y lo hizo pulverizando el récord de la prueba. En la categoría femenina, el triunfo fue para la campeona de España sub-20 de 3.000 metros, Iraia Mendia.

Una vez que se dio el pistoletazo de salida, se vio que no había color en la prueba más multitudinaria de las que se celebraron este sábado. Guirado se lanzó a la carrera y empezó a clavar parciales de 3’12’’ para poner tierra de por medio entre él y sus perseguidores. Así fue y así voló hacia la meta para romper el anterior récord de 40’59’’ y poner la nueva barrera en 39’51’’.

El segundo puesto fue para Pablo Pérez que paró el reloj en 41’11’’ y el podio lo completó Carlos Borreda con una marca de 41’19’’.

En la prueba femenina se impuso Iraia Mendia. Una joven atleta vasca desconocida para el público ibicenco, pero con un talento y futuro enorme. No en vano es la campeona de España sub-20 de los 3.000 metros.

Mendia impuso su calidad y convirtió un viaje familiar en un triunfo que añadir a su palmarés. Cruzó la meta con un registro de 43’34’’ que fue más que suficiente para superar holgadamente a Maite Arraiza, segunda clasificada con 48’45’’ y Narao Sagarna, que acabó tercera con un tiempo de 49’59’’.

Disfrutar

Al término de la carrera, Adrián Guirado no ocultó su satisfacción: «Yo venía a hacer un buen entreno y disfrutar de un gran día de atletismo. El objetivo era si se podía ganar, pero si no intentar mejorar e ir día a día, disfrutando».

El atleta ibicenco lamentó que el viento había deslucido un poco el evento, pero aún así puso en valor el hecho de que una prueba de atletismo hubiese reunido a 4.000 personas en la isla.

Por último, anunció que su próximo objetivo es correr una media maratón en la que intentará bajar de una hora y cinco minutos, un registro que lleva buscando desde hace tiempo. La duda es si lo hará en la Ibiza Maratón o probará suerte en Países Bajos.

Por su parte, Iraia Mendia que corría por primera vez en la isla se mostró encantada por la prueba. «Es una carrera muy bonita y el público te da un subidón muy importante. Es un recorrido duro, pero bonito», dijo.

La atleta que vino a la isla junto a su madre, que corrió el maratón, y unas amigas para «pasar el fin de semana y correr que es algo que me encanta», aseguró que no pensaba en ganar, pero que sí tenía la intención «de correr rápido».