El 40 % de bares y restaurantes de las Islas no logrará sobrevivir a la crisis del coronavirus

| Palma |

Valorar:
PIMEM Restauración asegura que muchos negocios ya no reabrirán sus puertas debido a las deudas «inasumibles» y la «falta de ayudas»

PIMEM Restauración asegura que muchos negocios ya no reabrirán sus puertas debido a las deudas «inasumibles» y la «falta de ayudas»

Gemma Andreu -

Alrededor de un 40 % de bares y restaurantes no logrará sobrevivir a la crisis que empezó hace casi un año con la irrupción de la pandemia, según las estimaciones de PIMEM Restauración. Desde entonces, los negocios de restauración se han visto obligados a aplicar diferentes restricciones con el fin de frenar la propagación del coronavirus. Las últimas medidas han sido las más duras a las que han tenido que hacer frente desde que en mayo de 2020 comenzara la desescalada.

El Govern obligó a cerrar los interiores de los bares y restaurantes justo antes de Navidad y desde el 13 de enero también está prohibida la actividad en las terrazas. El servicio a domicilio y para llevar se ha convertido en la única baza para salir del paso, pero es insuficiente para la mayoría ya que no logran cubrir gastos.

«Cada vez hay más empresarios con deudas inasumibles y las ayudas son inexistentes», aseguró el vicepresidente de PIMEM Restauración, Helmut Clemens, quien indicó que el cierre de casi la mitad de locales «afectará a otros sectores, como son los proveedores». Por su parte, el presidente de PIMEM, Jordi Mora, reconoció que la apertura solo de las terrazas ayudará a una minoría, «pues solo un 15 % de negocios de restauración dispone de terraza».

Desescalada

El Govern debe revisar las restricciones la próxima semana y, según anunció la presidenta el pasado viernes, las medidas se aprobarán el día 26 para entrar en vigor el día 2 de marzo. Por el momento, se desconoce cómo será la desescalada en el sector de la restauración ya que el Ejecutivo no ha presentado ninguna propuesta firme. El temor a una cuarta ola antes del inicio de la temporada es una de las cuestiones que más preocupa al Govern, que hace semanas que defienden levantar las restricciones de forma muy pausada.

Aunque la situación epidemiológica evoluciona de forma favorable y Mallorca ya se encuentra en nivel medio de riesgo, desde Salut insisten en que no se puede desescalar al mismo ritmo que se restringe. Por este motivo, el presidente de PIMEM, Jordi Mora, trasladó el miércoles al Govern su petición de que a principios de marzo se abran las terrazas y a mediados de mes, los interiores.

Los horarios que se impondrán a la restauración cuando se permita su reapertura es una cuestión que no está cerrada, si bien las patronales abogan por un horario amplio y evitar así concentraciones en determinadas franjas horarias. Consideran que es fundamental permitir la actividad en los interiores, aunque con aforo limitado, para que muchos negocios que llevan más de dos meses cerrados puedan empezar a generar ingresos para sobrevivir.

El hecho de que en los locales de restauración no se use la mascarilla, es el principal factor de riesgo que retrasa la reapertura del sector.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

De momento no hay comentarios.