El revés de Janssen apenas afectará a la vacunación del grupo de 70 a 79 años en Baleares

| Palma |

Valorar:
El colectivo de 60 a 69 se vacuna en los puntos masivos.

El colectivo de 60 a 69 se vacuna en los puntos masivos.

Daniel Espinosa

La campaña de vacunación en Baleares apenas notará el impacto del anuncio de Johnson & Jonhson de paralizar el lanzamiento de su vacuna Janssen contra la COVID-19 en Europa mientras se investiga la relación que pueda haber con seis casos reportados de trombos entre las más de 6,8 millones de personas vacunadas en Estados Unidos.

Baleares esperaba recibir 3.600 monodosis de Janssen esta semana, una cantidad irrisoria que apenas afectará a la vacunación del colectivo de 70 a 79 años, a quienes iban destinadas. Varias fuentes sanitarias confirmaron ayer que la repercusión en las Islas del revés de Janssen será mínima, al menos a corto plazo. La campaña ahora se reprogramará con otros medicamentos, mayoritariamente con Pfizer, cuyos envíos semanales son los únicos consolidados. Esta semana se han recibido 23.400 dosis y se espera el mismo reparto para la que viene.

Mientras tanto el comité asesor de vacunación y el consejo Interterritorial que reúne al Ministerio junto con todas las autonomías tratará hoy a nivel estatal la parálisis de Janssen y de qué manera puede afectar al calendario. Aún así, no había una previsión de envíos más allá del paquete de 300.000 dosis previsto para hoy.

En las Islas las vacunas de esta farmacéutica iban a repartirse entre los centros de salud de Part Forana. Pfizer y también Moderna pueden suplir esta carencia. De hecho esta última farmacéutica también ha enviado más de 6.000 dosis esta semana.

Cabe recordar, por otra parte, que más del 82 % de la población mayor de 80 años de las Islas ya se han inmunizado con la primera dosis y más del 36 % con la segunda. Así pues, los envíos más masivos de Pfizer pueden destinarse al siguiente grupo poblacional, a la vez que se van aplicando los recordatorios.

Esa semana, además, se empezaba a inmunizar de forma simultánea a los septuagenarios, a los grupos considerados de alto riesgo para enfermedad grave por COVID-19. Estos son las personas con trasplante de progenitores hematopoyéticos, trasplante de órgano sólido y en lista de espera, personas en hemodiálisis y diálisis peritoneal, enfermedad oncohematológica, cáncer de órgano en tratamiento con quimioterapia, cáncer de pulmón en tratamiento con quimioterapia o inmunoterapia y personas con síndrome de Down mayores de 40 años.

Por otra parte, la Conselleria de Salut ha anunciado también que al grupo de docentes de Educación Especial, Infantil, Primaria y Secundaria que ya alcanza el 70 % de inmunizados se le sumarán ahora los profesores de los centros de educación para adultos y los de escoletas de 0 a 3 años, tal y como reivindicaban representantes sindicales de ambos colectivos.

Mientras, el calendario de vacunación para los grandes grupos poblaciones avanza con el colectivo de 70 a 79 años en los centros de salud y en los puntos de vacunación masiva con el colectivo de 60 a 69 a quienes se suministra AstraZeneca.

Los problemas con este laboratorio todavía no están resueltos y eso se traduce en envíos irregulares que dificultan una buena planificación.

Si bien la semana pasada llegaron 24.000 dosis de la farmacéutica de Oxford, esta semana apenas se han recibido 4.000, aunque se espera que se vaya compensando en semanas posteriores.

Baleares había suministrado ayer 226.610 vacunas contra la COVID-19. De éstas, 169.457 se destinaron a una primera dosis con lo que casi el 15 % de la población empieza a estar inmunizada, y un 5 % (59.153) tienen la pauta completada.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

De momento no hay comentarios.