El Bugatti Veyron destrozó al hacer un recto la entrada de la finca, echando al suelo dos columnas de hormigón y la barrera. | Redacción Sucesos

0

La imagen del Bugatti Veyron de Cristiano Ronaldo empotrado en la verja de la entrada de una finca de sa Coma, en Bunyola, ha dado la vuelta al mundo. Pero pocos saben el daño que realmente causó el accidente del flamante deportivo del futbolista portugués al dueño de la vivienda. «Del golpe me arrancaron el contador de agua y he estado desde entonces sin poder hacer vida en mi propia casa, la puerta salió volando y tumbaron dos columnas de hormigón», apuntaba a Ultima Hora el afectado. Por ello el perjudicado se personó este martes en la mansión donde veranea el jugador del Manchester United para intentar buscar una solución, que hasta ese momento no tenía. «Tuve que esperar un buen rato a que me abrieran la puerta, pero me encontré a un hombre y una mujer muy educados. En nombre de Ronaldo se comprometieron a pagar todos los daños ocasionados por el Bugatti», relata.

Noticias relacionadas

El mediático siniestro le pilló trabajando en Artà y tras ser avisado por la Guardia Civil se dirigió a su residencia. Cuando llegó allí ya no estaba el coche, pero el revuelo seguía. Lo primero que le vino a la cabeza al conocer lo que había pasado fue su perro, que siempre se coloca detrás de la puerta a esperar que llegue. «Pensé que lo habían matado. Cuando entré lo vi temblando de miedo lejos de la entrada», señala.

Desde este miércoles mismo se pondrá en contacto con el seguro que tiene contratado en su vivienda para arreglar los desperfectos. «Me dijeron que arreglara todo y que guardara las facturas», subraya. Este vecino de Bunyola no olvidará jamás el día que el deportivo de casi dos millones de euros de Ronaldo acabó estrellado en la puerta de su casa.