Las pruebas de policía local de Formentera empiezan entre el malestar de los aspirantes

| Formentera |

Valorar:
preload
Los candidatos charlan entre prueba y prueba

Los candidatos charlan entre prueba y prueba

21-08-2018 | Jaume Martorell

Ayer se celebró la primera jornada de las pruebas de selección de seis policías locales para la isla de Formentera entre el malestar generalizado de los candidatos debido a los continuos cambios de criterio y el incumplimiento de los plazos que el propio Consell Insular había fijado.

Así lo manifestaba uno de los candidatos que recordaba que ya desde el inicio del proceso se produjeron ciertas irregularidades. La primera de ellas fue en la publicación la lista de admitidos y excluidos, que debía producirse diez días después de que acabase el proceso de admisión de solicitudes y se produjo diez días más tarde de los previsto.

También indicó que muchos consideraban que era un problema más que una ventaja el hecho de que se hubiera decidido a posteriori la celebración conjunta de las pruebas, dado el cansancio que podía producir jornadas tan largas y seguidas de exámenes.

«El problema», indicaba el joven, «no son las bases sino la aplicación de las mismas».

Otro aspecto polémico entre los aspirantes es la presentación de certificado médico, que en un inicio se indicó que se podría hacer cuando se supiese si se estaba aprobado o no, antes de realizar las pruebas físicas. Sin embargo al final lo han tenido que presentar todos antes de la prueba, por lo que han tenido que hacer un desembolso previo antes de saber si necesitan el documento.

«La aplicación de las bases generan una desprotección y una incertidumbre con la que no estamos de acuerdo» manifestaba. Algo que repercutió en el rendimiento del examen teórico de este aspirante a policía indicaba que se estudió algo que no entraba en el temario y dejó de estudiar algo que sí entró en el examen. Algo que, si bien reconoce es un error suyo, puntualiza que es fruto de los dos cambio en los temarios.

Manifestaba un descontento general entre los aspirantes y pidió simplemente el cumplimiento de las reglas del juego que el Consell había fijado. «Tenemos que luchar por algo que debería ser de cumplimiento obvio», concluía.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.