Las familias de Sant Ferran están «cansadas de esperar» y exigen el nuevo colegio

| Eivissa |

Valorar:
preload
Imagen del colegio de Sant Ferran, con barracones.

Imagen del colegio de Sant Ferran, con barracones.

A.C.

La Asociación de Padres y Madres (APIMA) de la escuela de Sant Ferran se manifestará hoy sábado a las 12.00 horas para reivindicar la construcción inmediata del nuevo centro educativo del pueblo. La marcha partirá en la plaza de la Iglesia, recorrerá el terreno donde debe ubicarse el nuevo colegio y terminará ante las puertas del actual centro.

Desde la APIMA insisten en mostrar el malestar después de tantas posposiciones, tal y como aseguró ayer Marina Mayans, miembro de la asociación: «Estamos muy cansados, nos están diciendo desde hace muchos años que la harán, pero de momento aún no ha llegado».

Muestra de este retraso es el testimonio otra madre que ayer, al recoger a su hijo pequeño del centro, afirmaba que «uno de mis hijos tiene 14 años y ya en su momento se dijo que se iba a hacer un cole nuevo». «Es importante que esto sea una prioridad», sentenció otra madre.

Por tantos años de demoras y una situación cada vez más insostenible han decidido dar ahora la visibilidad que esta problemática merece a través de esta manifestación. «Hemos ido confiando, hemos esperado y ahora nos han prometido que el inicio tendrá lugar en Pascua, pero ya no sabemos si creérnoslo», señaló Mayans, quien recordó, que «ahora vienen elecciones, puede haber un cambio y las preferencias y las prioridades [de los posibles futuros gobiernos] pueden cambiar otra vez».

Los padres y madres reclaman el nuevo colegio, sobre todo, por la cada vez más acentuada falta de espacio, que durante años ha ido solucionando a ellos con aulas prefabricadas. Ahora, sin embargo, con 338 alumnos, y un espacio que se reduce año tras año los ‘parches’ se están agotando.

«Antes era un colegio donde había pocos niños, pero ahora hay muchos más y los mayores están en barracones, porque no hay aulas suficientes», señalaba una de las madres al respecto.

Por esta razón, desde la APIMA y el resto de padres y madres del centro piden apoyo y colaboración: «Que nos apoye todo el mundo y que por fin podamos tener un cole en condiciones y no con barracones».

Apoyo institucional

Esta marcha recibirá el apoyo tanto de los docentes del propio centro, como de las comunidades educativas de los otros colegios de la isla. Desde la propia escuela, el equipo directivo muestra su confianza en que el próximo año comiencen los trabajos. Sin embargo, advierten que si no se produce, cambiará el tono conciliador de sus reclamaciones.

«Vamos todos a una por un fin común, todos estamos de acuerdo en que Sant Ferran y Formentera necesitan un nuevo colegio, y por eso estaremos allí dando apoyo», declaró ayer la jefa de Estudios del centro, Neus Costa. En este sentido, afirmó que pese a confiar en que el año que viene sí empezaran las obras, «está bien expresar algo que hace mucho tiempo que esperamos, que necesitamos más espacio».

También se sumará el Consell de Formentera, desde donde declaran que asistirán a esta cita, asumiendo su parte de responsabilidad en el retraso de la construcción del centro. «Entendemos que parte del retraso que ha habido ha sido por un proceso judicial que nos concierne, pero no nos quedaremos en casa para no asumirlo», expresó la consellera d’Educació, Susana Labrador. «Estaremos y asumiremos responsabilidades, además de dar nuestro apoyo a la comunidad educativa como hemos hecho siempre», añadió.

Además, Labrador quiso romper una lanza a favor del Govern balear, asegurando que «entendemos que ahora la escuela está más cerca que nunca de ser una realidad, porque desde el Govern ha habido desde el minuto cero una partida económica».

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.