Operarios de Elecnor apoyados por los bomberos y personal del Ibanat se afanan este jueves en los trabajos de reparación del tendido eléctrico. | PERIÓDICO DE IBIZA Y FORMENTERA / PACO S. PEREZ

Operarios de Elecnor apoyados por los bomberos y personal del Ibanat se afanaban este jueves en los trabajos de reparación del tendido eléctrico que fue tumbado el martes por el paso del tornado que barrió una franja de siete kilómetros desde Cala Gració hasta Corona, en el término municipal de Sant Antoni.

Las viviendas afectadas son las localizadas en la zona de Can Germà, punto donde desde primera hora de ayer se trabaja intensamente en la recuperación de los postes tumbados por la caída de pinos y los daños registrados en el cableado del tendido.

María Jesús Sánchez, vecina de la zona, señaló a Periódico de Ibiza y Formentera que desde el martes se encuentran sin servicio eléctrico y que "tratan de superar esta adversidad como pueden".

Noticias relacionadas

A última hora de ayer, el trabajo del dispositivo desplegado permitió restablecer el tráfico por la carretera que conecta Sant Antoni con Santa Agnès, una vía que permanecía cerrada debido a los centenares de árboles caídos y que obstaculizaban el tráfico por esta carretera.