El sector de la construcción balear entrará en recesión en 2020 por la caída de la actividad

| Palma |

Valorar:
preload
El cierre de la cementera de Lloseta, que antes cubría la demanda interna, ha agravado la situación del sector de la construcción. Sin la cementera de Lloseta se tendría que apreciar una mayor demanda de cemento a granel procedente de la Península, pero en el puerto de Palma tendencia es negativa desde el pasado mes de agosto por el descenso de la actividad productiva.

El cierre de la cementera de Lloseta, que antes cubría la demanda interna, ha agravado la situación del sector de la construcción. Sin la cementera de Lloseta se tendría que apreciar una mayor demanda de cemento a granel procedente de la Península, pero en el puerto de Palma tendencia es negativa desde el pasado mes de agosto por el descenso de la actividad productiva.

29-11-2019 | EL ECONOMICO

El descenso progresivo de la construcción balear desde el pasado mes de septiembre, con caídas de hasta un 7 % de media respecto a 2018, vaticinan que este sector entrará de nuevo en recesión a lo largo del primer semestre de 2020, según indican desde la Asociación de Constructores de Baleares.

«La ralentización de la economía balear nos está afectando de lleno, de ahí que si no se produce un cambio por parte de las administraciones la situación a medio plazo será muy complicada. Los retrasos de las licencias de obras en los municipios de las Islas, que llegan a los 18 meses en algunos ayuntamientos, han provocado un parón de la actividad empresarial. A esto hay que sumar la obra pública tiene una evolución negativa y ello no ayuda en la actual coyuntura», afirma el presidente de la patronal de construcción, Eduardo López.

Califica de «desastre» la actitud de los ayuntamientos «porque sus retrasos provocan que la inversión se decante por ir hacia otros lugares, lo que perjudica a nuestra actividad empresarial».

El director de la Fundación Impulsa, Antoni Riera, puntualiza que la construcción ha tenido hasta la fecha un crecimiento sostenido «pero la ralentización económica a medio plazo, en unos seis meses, afectará negativamente. Se empieza a notar de una manera seria el enfriamiento de la actividad productiva y la construcción, en concreto todos los sectores derivados relacionados con este sector, notarán el cambio de ciclo».

El presidente de los constructores puntualiza que mantienen, de momento, los niveles de ocupación. «En la actualidad hay más de 52.000 trabajadores en las Islas, que es una cifra adecuada a la producción que tenemos. Esto variará a la baja en 2020 en caso de que la inversión pública no se reactive»,, afirma.

La política en materia de vivienda, en su opinión, «está lejos de las promociones que se llevaban a cabo en los años 2003 y 2004, donde la inversión propiciaba la construcción de hasta 5.000 viviendas. Ahora, estamos en menos de 1.800 viviendas y no se vislumbra un cambio de tendencia porque no hay suelo urbano. Aquí, las administraciones tienen que tomar cartas en asunto para solventar la falta de vivienda y evitar que un sector clave para la economía balear entre de nuevo en una recesión técnica».

Un factor determinante, como es la importación de cemento a granel procedente de la Península, registra una evolución negativa desde agosto en el puerto de Palma. La patronal indica que los pedidos disminuyen porque están acorde con el número de obras que se ejecutan.

El enfriamiento de la economía afecta a todos los sectores productivos de las Islas

El enfriamiento de la economía balear se constata en un descenso progresivo del crecimiento del PIB desde principios de año, de ahí la variación a la baja de este indicador por parte de la patronal CAEB, que preside Carmen Planas, y de la Fundación Impulsa. La patronal, así como el director de Impulsa, Antoni Riera, y el presidente de la patronal de construcción, Eduardo López, piden un cambio para propiciar una recuperación de la inversión en el sector turístico, así como en promociones inmobiliarias. Piden al Govern y Consells que propicien suelo público para uso urbano, ya que en caso contrario los índices de producción en la construcción seguirán cayendo. Riera afirma que «hay una euforia ficticia sobre la evolución economía, ya que las bases son muy débiles y con tendencia descendente».

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 6

vagos
Hace 4 días

Aquí lo que pasa que hay que mantener a demasidos paletas que se creian ser oficiales de 1ª simplemente por hacer un poco de cemento y poner un ladrillo. Gente sin estudios, sin ninguna formacion, etc... y ahora los demás a mantenerlos y dando pena y el Govern subvencionándoles la electricidad, las escuelas, los pisos, etc... mientras los que trabajamos que también somos obreros y pobres estamos dicriminados y nos utilizan para pagar más impuestos, más ayudas a los demás pero no recibimos nada a cambio. FUERA YA TANTA PENA Y APLIQUEN MEDIDAS CONTRAL EL VAGUISMO!!

Valoración:1menosmas

Selva la Bari
Hace 5 días

Alguien en su sano juicio podria pensar que al ritmo que se estuvo construyendo en los ultimos años esto no tendria que parar nunca ?? Que la isla no es de chicle.

Valoración:3menosmas

Arturo
Hace 5 días

18 meses para obtener una licencia. Tercermundista y espejo de unos políticos y un sector de funcionariado que no esta interesado en trabajar para el País.

Valoración:7menosmas

ilcatolico
Hace 5 días

NO hace falta ser Einstein...; a menos turismo y de mas mala calidad, entra menos dinero por la costa, los que trabajamos directamente del turismo, tenemos menos dinero para gastar ( reformar, comprar, arreglar....) en comercios que TAMBIEN viven del turismo pero indirectamente... uno de ellos la construccion.... GRACIAS. saludos

Valoración:8menosmas

IBIZA
Hace 5 días

Las nuevas promociones no bajan de 300.000 Euros, luego la culpa la tiene las licencias....

Valoración:15menosmas

Miquel
Hace 6 días

Sa gent que troba que s'han de donar més llicències i més ràpid és sa mateixa que deia que sa crisi se solucionaria imprimint més euros!!!

Valoración:-9menosmas

Miquel
Hace 6 días

I sa gent se pensa que encara s'ha de construïr més i donar més llicències per incentivar es sector... I venga ciment... Bon Jesuset, Déu meu!!!

Valoración:5menosmas

Decreix
Hace 6 días

Molt de geni per aquí que es pensa que tot s'arregla construïnt més, fent més carrils a l'autopista, més centres comercials, més parkings... el creixement econòmic salvatge ho devorarà tot.

Valoración:13menosmas

miguel
Hace 6 días

Es una vergunza lo de las licencias de obra,y no solo para las grandes..Para hacer una reforma en casa que era pequeña tardaron 9 meses en darmela,Al final la gente opta por no pedirlas si son pequeñas..Quieren que todo sea legal pero el servicio que dan es nefasto,,Mucho aumentar personal subirse sueldos pero no mejoran

Valoración:55menosmas

Toni
Hace 6 días

Los empresarios que estan con el turismo tendrian que incentivar mas las remodelaciones y mejoras de sus establecimientos

Valoración:15menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 6