Los taxistas de Ibiza esperan llegar a un consenso con Consell y ayuntamientos

El conseller Javier Torres afirma que el acuerdo está abierto a sugerencias de los profesionales

| | Eivissa |

Valorar:
preload
Imagen de archivo de la parada de taxis del aeropuerto de Ibiza.

Imagen de archivo de la parada de taxis del aeropuerto de Ibiza.

MARCELO SASTRE

Los taxistas de Ibiza esperan que se consensúe el acuerdo que alcanzaron la tarde del lunes el Consell d’Eivissa y los ayuntamientos y que abarca, entre otras cuestiones, un cupo del 15 % de taxistas que tendrán que operar en cada municipio para garantizar que no haya desabastecimiento en determinadas horas, la uniformidad de todos los profesionales del taxi y la orden de carga y descarga.

Imprescindible

El vicepresidente segundo y conseller de Transportes, Javier Torres, afirmó ayer que el acuerdo alcanzado entra la máxima institución insular y los cinco ayuntamientos no está del todo cerrado y que estará sujeto a las aportaciones que puedan realizar las diferentes asociaciones de taxistas en la reunión que se celebrará el próximo miércoles día 26 para informarles con detalle de todo lo acordado entre Consell y consistorios. Torres precisó que sí que tienen claro que hay aspectos que «tienen que salir adelante, aunque si hay alguna sugerencia evidentemente se podrá tratar o incorporar. Esto no está cerrado hasta que se envíe al Govern».

Lo irrenunciable para el Consell d’Eivissa es, según precisó el responsable de Transportes, el cupo del 15 % de taxis en cada municipio y que «cada ayuntamiento lo tendrá que incorporar a sus ordenanzas». Además, consideran imprescindible la uniformidad de los profesionales: «Sí o sí tendrán que ir uniformados; en otros puntos del país ya se hace y pienso que es una medida positiva para la imagen del sector y para ayudar a identificar a los taxistas legales y, al mismo tiempo, es una medida más para luchar contra el intrusismo».

Respecto a la orden de carga, que establece que los taxis que no formen parte del 15 % que tienen que estar exclusivamente en el municipio puedan cargar en otro municipio siempre que estén más lejos de 300 metros de una parada o no haya taxis en ella, Torres apuntó que si los profesionales quieren hacer «alguna aportación será, por supuesto, bienvenida» y recordó que el Consell d’Eivissa ha aceptado la petición de los taxistas de incrementar un 3,4 % las tarifas «que es cierto que no se actualizaban desde 2014 y, desde entonces, el precio de combustible y del personal ha aumentado y entendemos que esto se tiene que compensar».

En cuanto a la limitación del taxímetro a los 100 kilómetros, el responsable de Transportes señaló que «entendemos que no tiene que haber ningún problema porque es cumplir con la ley porque en Ibiza no se puede ir a más de 100 kilómetros por hora». Sobre cómo se controlará el cupo del 15 %, Torres apuntó que se hará «mediante GPS» y reseñó que muchas de las quejas sobre el sector están relacionadas con que no hay taxis en las paradas, sobre todo a determinadas horas del verano. «Hay que impulsar medidas para que esto no pase, no hay que olvidar que el taxi es un servicio público», apuntó.

Los taxistas

Desde Élite Corsaris d’Eivissa y las asociaciones mayoritarias de Sant Josep y Sant Antoni, afirmaron desconocer oficialmente el detalle del acuerdo institucional alcanzado la tarde del lunes y confían en que su voz pueda ser escuchada. «La orden de carga habría que pulirla un poco. Nos parece bien que lo que antes estaba de palabra se ponga por escrito y que haya que cumplir unas normas y que se pueda sancionar», explicó Lolo Ruiz, portavoz de Élite Corsaris d’Eivissa, quien reseñó que habrá que definir el cupo del 15 % en municipios tan dispersos como Sant Antoni o Sant Josep. «Si se hará por zonas o es 15 % para todo el municipio», precisó.

Sobre esto, también planteó cómo tendrá que actuar un taxi de Vila que forme parte de ese 15 % que se tiene que quedar en el municipio si le sale un viaje a Sant Antoni: «¿Tendremos que volver de vacío para cumplir con el 15 % o de regreso a Vila puedo llevarme a clientes? Estos detalles habría que pulirlos», especificó.

En esta misma línea se expresaron desde Sant Josep, desde donde afirmaron estar «a la expectativa». «Es un acuerdo entre ayuntamientos y Consell d’Eivissa; nos tendremos que sentar y ver si nos gusta o no o sugerir algún cambio para mejorarlo. Nos gustaría que hubiera más disciplina en general de la que hay, que la gente respetara más cuando está fuera del municipio», apuntó Antonio Ribas, presidente de la asociación mayoritaria de Sant Josep, quien reclamó más «vigilancia contra los piratas». En cuanto al cupo, afirmó que no está «consensuado con nosotros, los taxistas».

Juan Antonio Palerm, presidente de la asociación mayoritaria de Sant Antoni, se expresó en esta misma línea: «Estamos a la espera de conocer oficialmente el acuerdo. Queremos que haya un consenso con el sector y que podamos hacer aportaciones, que realmente sea un acuerdo y no una imposición». Este periódico intentó ayer sin éxito contactar con la asociación mayoritaria de Vila.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.