Cas Serres saldrá del laberinto

Vecinos de los barrios adyacentes a la avenida de Sant Josep aplauden unánimemente el esperado proyecto de reordenación del tráfico para mejorar la movilidad de vehículos y peatones

| Ibiza |

Valorar:
Este es el tramo de la calle Font i Quer que permitirá conectar la calle Músic Fermí Marí con la avenida de Sant Josep.

Este es el tramo de la calle Font i Quer que permitirá conectar la calle Músic Fermí Marí con la avenida de Sant Josep.

DANIEL ESPINOSA

El proyecto del Ayuntamiento de Eivissaa, respaldado por el Consell d’Eivissa, para mejorar y reordenar próximamente el tráfico de vehículos y peatones en la avenida de Sant Josep, concretamente a la altura de la calle Font i Quer (junto a Servicio Rafael y frente al bar Astro) y en la estación de servicio Isla, ha sido acogido con satisfacción unánime por parte de los vecinos de Cas Serres y de toda esta zona de Ibiza, que se encuentra muy mal comunicada desde hace años y con un complicado acceso a la travesía urbana de entrada a la ciudad, que es competencia de la institución insular.

Después del acuerdo entre ambas instituciones, tanto los que residen a un lado de la carretera (en los barrios de Can Escandell, Can Cantó y Casas Baratas) como, especialmente, los del otro costado (en el barrio de Cas Serres y en las cercanías de los centros comerciales y el centro de salud de Es Viver, en la calle Músic Fermí Marí) expresaron ayer su respaldo a esta iniciativa, que llevaban más de cuatro años esperando, cuando se construyó una primera acera, y que pondrá fin a lo que consideran que era un «encierro» o un «laberinto» para poder entrar y salir desde la avenida de Sant Josep, una de las más transitadas de la ciudad.

«Ahora, para salir del Lidl, el Aldi o el centro de salud te tienes que ir hasta la otra punta para volver a la avenida y regresar en dirección a Vila, pero tampoco puedes girar a la izquierda, por lo que te tienes que ir a dar la vuelta hasta la rotonda de Ses Figueretes para poder llegar a Casas Baratas, que estamos justo enfrente de Cas Serres; está muy mal organizado», explica Juan Carlos, que aplaude la futura reorganización del tráfico en esta zona, pendiente a partir de ahora de una serie de trámites administrativos antes de la ejecución de las obras.

Este proyecto de movilidad urbana permitirá enlazar la avenida de Sant Josep con estas calles adyacentes a través de nuevos accesos en los puntos citados, donde se instalarán semáforos y pasos para peatones, una vieja reclamación de los vecinos y del Ayuntamiento.

«Aleluya», clama Francisco Arguedas, que vive en Can Escandell y que considera que esta nueva conexión viaria a través de la calle Font i Quer «será muy beneficiosa para los vecinos y para mucha gente». «Ya era hora de que se abriera», expresa, y pone como ejemplo del beneficio que aportará este nuevo acceso en el caso de que una ambulancia deba salir con urgencia desde el centro de salud, «que así podrá llegar antes al hospital». Su mujer, María del Carmen Angorrilla, asiente y aplaude asimismo estas medidas: «Es un lío para entrar y salir Cas Serres; por fin se arreglará».

Amar El Morabet se muestra satisfecho al conocer el proyecto y lamenta que hasta ahora no se haya resuelto esta situación de inconexión en estas zonas del municipio de Vila. «No teníamos salidas directamente a la avenida ni se podía conectar directamente con el otro lado de la carretera», explica, a la vez que considera que «mejorará mucho» el tráfico a la salida de los centros comerciales.

Tras la aprobación por parte del departamento Gestión del Territorio, Infraestructuras Viarias, Ordenación Turística y Lucha contra el Intrusismo del Consell d’Eivissa, el Consistorio ya puede iniciar el proceso de integración de la avenida de Sant Josep en el proyecto de reordenación de los accesos a través de las citadas calles.

Mejorar la movilidad

Desde el Ayuntamiento se valora positivamente y, al mismo tiempo, agradecen la colaboración y ayuda del Consell d’Eivissa «ya que es algo que va a dar solución de movilidad a un barrio de la ciudad, Cas Serres, que hasta ahora tenía conexión limitada» con la avenida de Sant Josep.

En el Ayuntamiento consideran que tanto estas soluciones en Cas Serres como los accesos a la E10 desde Isidoro Macabich, Vicente Serra i Orvay y el bulevar Abel Matutes, así como la continuidad del carril bici por la E10, son puntos estratégicos para la movilidad en el municipio que supondrán un beneficio importante para la circulación. Es por ello que han maifestado su deseo de que se siga trabajando en esta línea para acelerar también las salidas a la E10 solicitadas por el Ayuntamiento.

La sintonía con el Consell en esta materia ha propiciado que el proyecto vaya viento en popa. El conseller del departamento, Mariano Juan, explicó a través de una nota que con este proyecto se inicia un nuevo tiempo en cuanto a la ordenación de las redes viarias insulares y municipales se refiere, puesto que «refleja la voluntad de este departamento para hacer los esfuerzos que hagan falta para unir la red viaria insular con las municipales», algo que, indicó «también se está estudiando para el caso de la E-10 con el fin de mejorar su conexión con las calles de la ciudad de Ibiza».

Sin embargo, según el concejal de Movilidad de Vila, Aitor Morrás, la puesta en marcha de estas conexiones, que implicarán la instalación de semaforos y la adecuación de la calzada, «no será algo inmediato». «Una vez que el Consell ha dado luz verde, ahora el Ayuntamiento tiene que realizar una modificación en el plan de urbanización de la zona (que es el que recoge los viales o las aceras), que tendrá que someterse a todo el proceso legal de exposición pública, aprobación inicial y así hasta su aprobación definitiva», explicó. A pesar de los trámites, aseguró que «se trabajará para que se pueda ejecutar en el menor tiempo posible».

Conexiones con la E10

El Ayuntamiento de Eivissa trabaja desde hace meses con el Consell para conectar la avenida de la Paz (carretera E-10) con las calles Vicent Serra i Orvay y el bulevar Abel Matutes. El proyecto incluiría una mejora del acceso a través de la avenida Isidoro Macabich mediante una rotonda, que todavía está en estudio.

Para Vila, se trata de un proyecto prioritario para el proceso de incorporación de la carretera E-10 al entramado municipal de calles, de modo que no suponga una barrera para la movilidad en el municipio.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.