Coronavirus

Santa Eulària suspende el uso de plazas de parking como terrazas

| Ibiza |

Valorar:
Una plaza de aparcamiento utilizada como terraza de un bar en Santa Eulària.

Una plaza de aparcamiento utilizada como terraza de un bar en Santa Eulària.

Ayuntamiento Santa Eulària

Desde las 00:00 horas de este miércoles, 13 de enero, quedan suspendidas las autorizaciones temporales de uso de plazas de estacionamiento como terraza para locales de restauración y cafetería que el Ayuntamiento de Santa Eulària había otorgado a algo más de una docena de establecimientos con el fin de que pudieran tener una mayor actividad económica ya que la no disponibilidad de superficie exterior o el reducido tamaño de la misma las habría abocado al cierre, con el grave deterioro económico y de destrucción de empleo que eso supone. La idea es liberar esas zonas de aparcamiento para el uso ciudadano ya que ahora no podrán ser usadas para incentivar la actividad del sector de la restauración.

La suspensión de los permisos, temporales y excepcionales según se remarcaba en la autorización, se realiza ante la entrada en vigor la próxima madrugada de las restricciones de la Fase 4 reforzada que ha decretado el Govern balear y que impiden la atención a clientes en el interior o en las terrazas de los locales de bar, restauración y cafetería, quedando únicamente permitida la actividad de comida para recoger o de servicio a domicilio.

Desde mañana, miembros de las Brigadas municipales retirarán las vallas que se habían instalado en 13 puntos del municipio (la mayoría en la población de Santa Eulària, aunque también había algunas autorizaciones en Sant Carles y Can Negre). Una vez el Govern decrete el paso de la isla de Ibiza a fases menos críticas en cuanto a nivel de contagios y se vuelva a permitir la actividad en sala y terraza de los locales de restauración y cafetería, dichos permisos podrían volver a ser concedidos si las restricciones vuelven a poner en riesgo la viabilidad de dichos negocios.

Las autorizaciones temporales se concedieron a finales de octubre de 2020, eran gratuitas y se limitaban a una superficie máxima equivalente a dos plazas de estacioniamiento, la mayoría de las cuales supusieron la eliminación del equivalente en plazas de zona azul. El uso de estos espacios ha obligado a los negocios a cumplir con la reglamentación fijada sobre distancias entre mesas, cantidad de personas por mesa y horarios, así como del resto de normativa anti covid.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.