0

La Guardia Civil confirmó este miércoles que continúa con la investigación de la supuesta participación en un parto en una vivienda de Ibiza por parte de un médico suspendido de colegiación por negacionista.

Según informaron a Europa Press fuentes del Instituto Armado, por el momento no se han producido novedades en la investigación, centrada en tomar declaración a las personas que pudieron estar presentes en el parto.

Según las últimas informaciones ofrecidas este martes por la Conselleria de Salud sobre el estado del pequeño, el bebé permanece ingresado en la UCI pediátrica del Hospital Son Espases, en Palma. El recién nacido sufrió una parada cardiorrespiratoria e inicialmente fue trasladado al Hospital Can Misses.

El Colegio de Médicos de Baleares (Comib) sancionó el pasado mes de mayo al médico presuntamente implicado en el parto con una suspensión de colegiación durante seis años y una multa de 16.660 euros por negar la pandemia de COVID-19. Así lo comunicó la institución en un comunicado después de notificar al afectado la resolución que procedía de un expediente disciplinario por vulneraciones graves de múltiples artículos del Código de Ética y Deontología Médica.

El expediente se abrió en septiembre de 2020 tras manifestaciones del facultativo en redes sociales y otros medios de comunicación negando la pandemia por SARS-CoV2 y llamando a no usar mascarilla y a desobedecer las medidas de distanciamiento social establecidas por las autoridades.

El Comib consideró que los hechos eran "de extrema gravedad y de una gravísima irresponsabilidad, pues suscitan un estado de confusión, miedo y alarma social, lo que supone un importante riesgo para la salud pública".