Santa Eulària obliga a inscribir a los perros en un censo

El Ayuntamiento, preocupado por los ataques a rebaños de ovejas

Valorar:
JUDIT CARCASONA
El pleno del Ayuntamiento de Santa Eulària aprobó ayer por unanimidad endurecer las ordenanzas municipales sobre tenencia de animales. El concejal de Medio Ambiente, Marcos Colomar, explicó que la intención del Consistorio es «controlar el gran número de perros que hay en el municipio, sobre todo en el campo, donde muy a menudo estos animales están abandonados».

Colomar señaló que en los últimos tiempos se han producido varios ataques de jaurías de perros a rebaños de ovejas, por lo que el Ayuntamiento quiere tenerlos bajo control. El censo será obligatorio y los que no se inscriban podrán ser multados.

Otra de las novedades, según señaló el concejal, es «dar a las comunidades de vecinos la opción de controlar los perros y otras especies de animales que vivan en la zona». Todos los propietarios tienen la obligación de vacunar a los perros y de identificarlos con una placa. Las sanciones por incumplimiento de esta ordenanza contemplan multas que van de las 5.000 a las 50.000 pesetas. En el caso de infracciones muy graves, la sanción puede ser de hasta 2'5 millones.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.