Alan Cantos, presidente del Comité de Apoyo al Tíbet

«Las víctimas del genocidio tibetano están recuperando parte de su esperanza y dignidad»

| | Eivissa |

Valorar:
preload
Cantos, segundo por la derecha, junto al abogado José Elías Esteve y a victimas y testigos tibetanos. De izq. a der. Takna Jigme Sangpo y Palden Gyatso.

Cantos, segundo por la derecha, junto al abogado José Elías Esteve y a victimas y testigos tibetanos. De izq. a der. Takna Jigme Sangpo y Palden Gyatso.

26-06-2005 | Ángel López-Soto

El nombre de Alan Cantos está íntimamente relacionado al Tibet. Y también al de China. Este madrileño, residente en Eivissa, estudiante de Física en la Universidad Complutense de Madrid «hasta que los bastonazos de los grises y una grave enfermedad» hizo que se marchara a estudiar al extranjero, y oceonógrafo de profesión, es el actual presidente del Comité de Apoyo al Tibet (CAT).

Junto al abogado José Elías Esteve, ha conseguido denunciar por primera vez en la historia el genocidio, los crímenes contra la humanidad, la tortura, el terrorismo de estado y los crímenes de guerra que se producen en este país, e identificar a los responsables del gobierno chino, investigar los hechos en profundidad, y permitir a víctimas, testigos y expertos internacionales explicar y probar lo ocurrido.

Eivissa y el Tibet, están a muchos kilómetros de distancia pero con su trabajo están más cerca...

—La justicia y la reparación a las víctimas deben ser siempre cercanas sea donde sea que se cometan o se juzguen los crímenes. La justicia noentiende de distancias.

Mucha gente piensa que el Tibet es un país pobre pero esto no es así. ¿Hay mucha ignorancia en el tema?

—Sí, es tremenda. En lo político, social, medio ambiental y espiritual. El Tíbet es grande y muy rico en aspectos como el agua de los ríos, laminería, los espacios para colocar plataformas de misiles o para colonizar. Quizá de lo que más se habla es del Budismo Tibetano y del Dalai Lama porque representan valores que se pierden rápidamente en Occidente, pero este discurso oculta uno igual de inmenso que es el de la impunidad del Gobierno Comunista de China y el futuro de los Tibetanos y su cultura ante la ocupación china. Y además, no hay que olvidar el peligro que corre la soberanía de las democracias modernas al estar sometidas al supuesto negocio y a las amenazas económicas de China.

¿Por qué decidieron involucrarse en la causa del Tibet?

—El CAT lleva mas de 20 años ayudando en lo que puede. Son decisiones personales de cada uno de nosotros, motivadas principalmente por la injusticia que se ha cometido y se sigue cometiendo con los tibetanos. También influye el ejemplo que ofrecen de resistencia no violenta ante el genocidio y la ocupación que sufren.

¿Cuál es su trabajo?

—Desde el principio ha sido ayudar al Tíbet en todos los ámbitos posibles: divulgar su situación, recaudar fondos para proyectos sociales en el exilio y desde 2001 la preparación y lanzamiento de las dos querellas contra expresidentes chinos por crímenes internacionales cometidos en el país. El CAT en representación de la víctimas es principal querellante de ambas causas. Thubten Wangchen y la Fundación Casa del Tíbet de Barcelona son acusación particular el primero y co-querellantes ambos. Estas iniciativas son resultado del trabajo valiente e insólito durante casi diez años del profesor en Derecho Internacional en la Universidad de Valencia, José Elías Esteve Moltó, y del resto del equipo legal del CAT que cuenta con dos de los mejores abogados de justicia penal internacional,Manuel Ollé Sesé y Maite Parejo Sousa.

¿Qué han conseguido?

—Denunciar por primera vez en la historia el genocidio, los crímenes contra la humanidad, la tortura, el terrorismo de estado y crimen de guerra, identificar a los presuntos responsables, investigar los hechos en profundidad, y permitir a víctimas, testigos y expertos internacionales explicar y probar todo lo que ha ocurrido.

Y ahora, ¿qué procesos tienen abiertos?

—Aunque no son firmes las resoluciones, los dos casos del Tibet contra los expresidentes Jiang Zemin y Hu Jintao están archivados por elmomento debido a las amenazas del gobierno chino al gobierno español, que en dos ocasiones han modificado una ley orgánica para limitar laJusticia Universal y cerrar el paso a la justicia en el Tibet y en otros casos incómodos para grandes potencias como Estados Unidos o Israel. Aúnasí, ambos casos están en apelación, el primero ante el Tribunal Constitucional y el último después de la segunda reforma, en 2014, ante el Tribunal Supremo.

Últimamente se ha sabido que el Papa no ha querido recibir al Dalai Lama por miedo a represalias con China. ¿Tan largos son los tentáculos del gigante asiático?

—China amenaza con «repercusiones económicas y perdida de relaciones amistosas» a todos los gobiernos donde tienen intereses si no se portan bien. China actúa en el mundo como el Primo de Zumosol pero con muy poca gracia en lo concerniente a derechos humanos y derechointernacional. Todos obedecen. Por ejemplo, el Gobierno de Suráfrica heredero de Mandela no quiso dar el visado al Dalai Lama a una reunión de Premios Nobel de la Paz. Una campaña de un brillante y joven líder de una pequeña ONG tibetana con ayuda del movimiento tibetano internacional pidió a los organizadores que cambiaran de ubicación del evento a otro país dada la desvergüenza de no permitir la entrada al Dalai Lama y los organizadores eli- gieron Roma. Sin embargo el nuevo Papa sucumbió a las presiones y excusas de rigor y negó el saludo a un Nobel de la Paz conciliador de religiones y credos. ¡Enésima sumisión a China!

Entonces, ¿por qué nadie se atreve con ellos?

—Porque hemos creado un sistema de producción y consumo basado en la avaricia y China es el paraíso temporal que permite su perpetuación. El poder de las multinacionales manda, los gobiernos obedecen y venden un espejismo de producción barata y ventas millonarias que saltará en mil pedazos.

¿Y el gobierno español?

—El gobierno del PP con la reciente reforma de la Justicia Universal y la masacre de la independencia judicial a las ordenes de China ha cometido uno de los más grandes y vergonzosos atentados a la democracia española. Lo acabarán pagando con su ya escasa credibilidad democrática como ya le pasó al PSOE, que también hizo lo suyo y ahora intenta quedar bien.

¿Y los medios de comunicación? ¿También están comprados?

—Ha sido muy difícil hacernos un hueco a pesar de la relevancia del Tibet y el avance del imperio chino. Si Ronaldo se rasca el pelo se acabó todo.También es obvio que los medios dependen económicamente de grupos de poder político y empresarial y que necesitan vender periódicos ymantener audiencias con titulares y anzuelos populares. Y el Tíbet nunca lo ha sido porque incomoda tanto a la derecha como a la izquierda.

¿Por qué?

—Porque tenemos un punto ciego respecto a la relevancia de este tema. La ignorancia, el miedo a China y el temor a hacer el ridículo en un tematan complejo que nadie termina de entender, no ayudan. Hablar de la crisis, el pelo de Ronaldo, Artur Mas o Rajoy es más sencillo.

—Sin embargo, a pesar de su valentía, su esfuerzo parece un grano de arena en el desierto.

—Casi somos un grano en el cosmos pero eso no nos impide sentir y actuar. En los últimos 15 años, el trabajo de José Elías con ayuda del CAT ha dado resultados importantes. La impunidad china en sus abusos contra el pueblo tibetano ha empezado a desmoronarse. Las víctimas y sus familiares han recuperado parte de su esperanza y dignidad. Se ha evitado el olvido, que es lo que más duele a las víctimas. Afortunadamente el gobierno chino patalea contra nosotros pero no da abasto amenazando y tirando balones fuera. Son granitos importantes.

Entonces, ¿cómo se puede combatir contra algo tan grande?

—Clonando a José Elías y a los valientes abogados internacionales que nos ayudan. Y de modo más práctico con paciencia, rigor y unaperseverancia infinita. Siempre con la valentía y el apoyo permanente de las víctimas. Y si hubiera que elegir un logo de campaña este sería por ejemplo: Di NO a China. Así de simple. Con ello, salvaríamos principios fundamentales, los negocios se harían igual y el mundo no se acabaría.

EL FUTURO DEL TIBET:

«La vía a seguir es la autodeterminación vía referéndum»

Preguntado por el futuro del pueblo tibetano, Cantos se muestra convencido de que éste «aguantará con su ejemplar resistencia no violenta con o sin su Dalai Lama» y que China «deberá de cambiar tarde o temprano su intransigencia ».Y con respecto a las últimas declaraciones del PrimerMinistro del Tibet en el exilio, Lobsang Sangay, en las que se mostraba partidario ser como una comunidad de China con autonomía, Cantos se muestra respetuoso «por las decisiones de los tibetanos » y siempre «intenta comprenderlas bajo las presiones que sufren», aunque está convencido que la vía a seguir «es la de la Autodeterminación vía referéndum, un derecho internacional reconocido por Naciones Unidas».

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Antonio Tenas
Hace más de 4 años

Todo mi apoyo y ánimos para ustedes, muchas gracias por su labor en favor del pueblo tibetano.

Valoración:menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1