Marí lamenta que el Consell le culpe del cambio de ubicación de la planta asfáltica

| Eivissa |

Valorar:
preload

23-02-2016

El alcalde de Sant Joan de Labritja, Antoni Marí "Carraca", ha reconocido sentirse "extrañado" y ha declarado que "me resulta empalagoso" que el Consell "se tenga que quitar las moscas de encima y lanzarlas sobre los demás".

Marí ha reiterado además que "siempre" se ha mostrado contrario a la instalación de plantas asfálticas en Eivissa.

El alcalde ha contestado así a las acusaciones vertidas por la consellera de Territorio, Pepa Marí, que este lunes manifestó que el Consistorio "no se ha preocupado" por la ubicación de la planta y además dijo que Carraca había manifestado "en diferentes ocasiones su preferencia por la nueva ubicación".

El cambio de emplazamiento ha provocado un gran malestar entre los vecinos afectados.

"Me parecen unas declaraciones muy poco institucionales si se culpa a otra administración en reuniones donde, por ejemplo, no hay nadie del Consistorio.

La persona que responsabiliza al Ayuntamiento no sabe de qué habla", ha declarado Marí a Europa Press.

El edil ha insistido en que "excepto con las obras de la carretera de Sant Antoni y del Aeropuerto, nunca se han traído plantas asfálticas y no entiendo de dónde sale la necesidad de traer ahora una instalación así".

"Entiendo que la UTE tendría que haber agotado todas las posibilidades y traer una planta en caso de que nadie les pudiera servir y me consta que eso no ha sido así", ha explicado el alcalde.

Asimismo, ha recordado que si la planta iba a situarse en terrenos de titularidad municipal, "tal y como era mi obligación y así lo hice, puse condicionantes y exigí a la empresa responsable que se cumplieran los plazos o que el terreno no quedara hipotecado porque aún no se sabe cuándo acabará la obra".

"La UTE trajo al Ayuntamiento la autorización de la Comisión de Medio Ambiente para instalar la planta y además, al situarse en terrenos expropiados, según un informe jurídico, no necesitaban ni un permiso del Consistorio", ha aclarado.

El alcalde ha reconocido saber del malestar vecinal y ha asegurado que se reunirá con todas las partes afectadas.

"Siento los perjuicios que sufrirán los vecinos, pero no estoy dispuesto a cargarme las culpas, que no son mías", ha dicho.

Marí ha reconocido haber comentado el tema de manera individual con algunos vecinos afectados.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.