Sant Antoni aprueba mañana las condiciones de su nueva contrata de limpieza

| Eivissa |

Valorar:

El pleno del Ayuntamiento de Sant Antoni de Portmany debatirá este jueves la aprobación del pliego de condiciones que regirán el nuevo contrato de recogida de residuos sólidos urbanos, limpieza viaria, limpieza de playas y de espacios verdes municipales.

Este contrato, según han recordado fuentes municipales, tendrá una duración de 10 años, supondrá un desembolso anual medio de 5,2 millones de euros y contempla numerosas mejoras respecto al anterior contrato, caducado desde 2014.

El teniente de alcalde y concejal de Medio Ambiente de Sant Antoni, Pablo Valdés, explicará al pleno que Sant Antoni "es un municipio sucio, con carencias en limpieza" y que la nueva contrata será "una herramienta fundamental para llegar a los estándares que debería tener una localidad turística y el lugar donde vivirán nuestros hijos".

El crecimiento del número de habitantes de este municipio, 17.426 cuando se licitó la anterior contrata en 2004 y más de 23.300 en 2013, ha obligado a redactar un nuevo contrato que se ajuste a la realidad.

Los pliegos que se votarán garantizarán, según Valdés, que Sant Antoni tenga "más contenedores, nuevos y unificados, más prestaciones, más personal y mejores tecnologías para cumplir el contrato de limpieza".

Según ha recordado el Consistorio, se ha optado por reformular los pliegos para contemplar un sistema de recogida lateral ya que supone un ahorro de 400.000 euros en relación con el de carga bilateral y ofrece ventajas, tanto en la flexibilidad del sistema como en número de proveedores.

El nuevo contrato contempla la redefinición de las temporadas de servicio y amplía los recursos tanto en temporada alta como media.

Supone además la renovación de todos los contenedores del municipio, así como de los vehículos de recogida.

El pliego recoge también un aumento de las frecuencias de recogida de residuos, de la frecuencia de limpieza de los contenedores y su entorno y de la limpieza viaria.

Los licitadores tendrán que incluir en sus ofertas limpiezas periódicas de parques infantiles, manchas en el pavimento, grafittis o pegatinas.

Los tratamientos de limpieza en playas se prestarán todo el año, con diferente intensidad según la época y alternando medios manuales y automatizados.

El mantenimiento de las playas incluirá también la retirada de restos de posidonia, su gestión, así como la filtración y acondicionamiento de la arena y el arreglo de papeleras.

Según el Consistorio, se subrogará todo el personal adscrito al servicio actualmente y la nueva concesionaria tendrá que poner en marcha un servicio de atención ciudadana.

Una vez que los nuevos pliegos sean aprobados y publicados, las empresas dispondrán de 52 días hábiles para el estudio de los mismos y la presentación de ofertas.

El equipo de gobierno espera poder llevar a cabo la adjudicación a finales de 2016 y que el servicio se preste ya con todas las mejoras incorporadas en el verano de 2017.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.