Sólo el 4,97 % de la población de las Islas carece de la tarjeta del Servei de Salut

| Palma |

Valorar:

Un total de 55.373 ciudadanos residentes en las Islas carecen de la tarjeta sanitaria individual (TSI) que da acceso a todos los servicios de la sanidad pública.

A 31 de diciembre de 2015 sólo el 4,97 % de la población balear (cifrada en 1.106.753 habitantes) carecía de la tarjeta sanitaria expedida por el Servei de Salut. Las personas que no disponen del documento acreditativo sí que tienen garantizada la atención sanitaria urgente, tal y como marca la actual legislación sanitaria en toda España.

Un total de 1.051.380 personas residentes en las Islas contaban, a finales de año, con la tarjeta para poder acceder a la cartera de servicios del IB-Salut.

El número de ciudadanos con tarjeta sanitaria pública aumentó, a finales de 2015, en 10.772 personas con respecto al año anterior que concluyó con 1.040.607 tarjetas sanitarias expedidas.

El secretario general del Servei de Salut, Manuel Palomino, explica: «El 80 % de las personas que no tienen tarjeta sanitaria individual del IB-Salut son funcionarios. La mayoría de ellos pertenecen a Muface (antiguos funcionarios de la CAIB y funcionarios del Estado), Mugeju (colectivo judicial) o Isfas (los militares y la Guardia Civil), calculamos que son entre 30.000 y 35.000 personas».

El resto, hasta alcanzar las 55.373 personas sin tarjeta, son individuos que se ajustan a las normativas de restricción de acceso a la sanidad: personas con rentas superiores a 100.000 euros anuales, «a las que se les rescindió el acceso a la sanidad pública en la última reforma sanitaria del Gobierno central» y los menores de 25 años «que no hayan cotizado con anterioridad y no estén con una unidad familiar», explica el secretario general del IB-Salut.

Las personas con rentas superiores a 100.000 euros pueden firmar un acuerdo directo con el IB-Salut, «pero normalmente lo que tienen es sanidad privada», explica Palomino. Y muchos de los mayores de edad, pero menores de 25 años que no han cotizado con anterioridad, reciben atención sanitaria por carecer de ingresos, al igual que los inmigrantes irregulares que residen en la Comunitat Autònoma.

Extranjeros

Palomino añade que hay otro colectivo «el de extranjeros residentes con recursos que optan con el convenio directo con el Servei de Salut», y los extranjeros que deciden no tener nada «son los trasladados permanentes, extranjeros europeos que van y vienen a las Islas desde su país de origen y que, por uno u otro motivo, les interesa estar empadronados allí», este colectivo suele acceder a la sanidad pública a través de la tarjeta sanitaria europea.

AL MARGEN

Más de 3.900 ‘sin papeles’ ya tienen médico de familia

En septiembre de 2012 se retiraron 26.000 tarjetas sanitarias a inmigrantes sin papeles residentes en las Islas. Desde julio de 2015 estas personas disponen de un documento acreditativo que les permite acceder a toda la asistencia sanitaria pública en las Islas, pero no en el resto de España. Ahora son 3.906 los ‘sin papeles’ con acceso total a la sanidad pública.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.