Un joven destroza un calabozo de Can Sifre tras ser detenido por lesionar a un agente

| | Eivissa |

Valorar:

Un agente de la Guardia Civil lesionado, destrozos varios en el cuartel de Can Sifre y una accidentada comparecencia ante la juez de guardia, que acabó expulsándole de la sala. Es el resultado del episodio de violencia protagonizado por un joven de 26 años detenido la tarde del miércoles en el aeropuerto de es Codolar.
La sucesión de los hechos arrancó con la llegada del joven al aeropuerto de Ibiza. Según informaron fuentes de la Guardia Civil, el joven, de nacionalidad letona, se movía por la zona manteniendo una actitud violenta. Ante esta situación, uno de los agentes presentes en el aeropuerto le requirió para su identificación. La respuesta del joven fue violenta.
Las mismas fuentes explicaron que el joven se resistió y esgrimía una mayor agresividad con el paso de los minutos. Hasta el punto donde se estaban desarrollando los hechos llegaron otros agentes. El joven presentó una gran resistencia, pero finalmente fue reducido y detenido. Uno de los guardia sufrió lesiones en la muñeca.
E.K., de 26 años y residente en la isla, fue trasladado por los agentes de la Guardia Civil hasta la dependencias de Can Sifre.
En el cuartel de la Guardia Civil el joven continuó con su particular «día de furia». El resultado: varios destrozos en el mobiliario de las dependencias policiales.
Las mismas fuentes apuntaron al PERIÓDICO de IBIZA Y FORMENTERA que el joven destrozó el colchón ignífugo que hay en los calabozos y también reventó una mampara antivándalos. Se trata de un vidrio de dos centímetros de grosor que no resistió los golpes propinados por el detenido.
El detenido fue trasladado a primera hora de la mañana a los juzgados de Isidor Macabich para comparecer ante el juzgado de guardia.
Según apuntaron fuentes judiciales, el joven continuó manteniendo en sede judicial una actitud «fuera de lo normal». De hecho, la juez decidió expulsar al joven de la sala dado su comportamiento durante la declaración.
Fuentes del Instituto Armado apuntaron que el joven no tenía antecedentes. El detenido estaba acusado de los delitos de atentado a un agente de la autoridad y otro delito de daños por los desperfectos causados en las dependencias de la Guardia Civil en Can Sifre.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.