Farmers&Co logra la venta directa de los payeses a los consumidores

| Ciutadella (Menorca) |

Valorar:
preload
Tolo Mercadal, Antònia Bosch, Miquel Gual y Tomeu Pons Cardona presentaron los objetivos.

Tolo Mercadal, Antònia Bosch, Miquel Gual y Tomeu Pons Cardona presentaron los objetivos.

03-12-2017 | Josep Bagur Gomila

Farmers&Co Menorca-Mallorca-Eivissa-Formentera es el nombre del modelo de franquicia que se presentó ayer y que ha conseguido unir en un proyecto común las 3 cooperativas líderes en Menorca (Sa cooperativa del Camp, COINGA y Coop. San Martín), 8 cooperativas de Mallorca (Coop. Agrícola de Porreres, Camp Mallorquí, Coop. Pagesa de Pollença, Coop. de Sóller, Fruita Bona, Ecoilla, Coop Vidauba y Agromallorca), 3 de Ibiza (Coop. San Antoni, Agroeivissa y Coop. Santa Eulalia) y 1 de Formentera (Coop. del Camp de Formentera).

Hace un año, Sa Cooperativa del Camp de Menorca, inició este proyecto pionero e innovador dentro del sector cooperativista, como fórmula de comercialización para dar visibilidad y valor a sus productos y, al mismo tiempo, asegurar una distribución constante y diferenciada . El formato fue testeado en las feria de franquicias de Valencia y en Expofranquicia de Madrid con muy buenos resultados, y actualmente hay 10 establecimientos abiertos a nivel nacional.

Este modelo y sus resultados fue presentado hace unos meses ante el resto de cooperativas agroalimentarias de las Islas Baleares, que se ilusionaron y también vieron en este modelo una salida para sus productos, y una manera de ofertar conjuntamente y de forma complementaria casi 500 referencias de quesos y embutidos artesanos, carne, frutas y verduras de temporada, condimentos, aceites e infusiones, vinos y licores, repostería y confituras tradicionales y artesanía de las islas. Además el modelo puede complementarse con un servicio de degustación y con actividades de turismo rural directamente relacionadas con los productos y los productores

Por ello, los alimentos que ofrece el campo de Menorca, Mallorca, Ibiza y Formentera y la gran singularidad y variedad de los productos artesanos elaborados directamente por los productores, y una calidad controlada desde la recogida en el campo hasta la entrega a la tienda, son la gran propuesta de valor de la nueva franquicia, que pretende expandirse en el mercado nacional e internacional.

Los asistentes al acto de ayer, que contó con la presencia del conseller de Proyección Económica del CIME, Miquel Company y la alcaldesa de Ciutadella, Joana Gomila, puedieron conocer de primera mano cómo será la imagen de las nuevas tiendas a través del showroom que se instaló en la sede de Sa Cooperativa del Camp y pudieron degustar algunos de los productos que se ofrecerán a los clientes de las tiendas.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.