Manuel Hernández asume el reto de prolongar los descensos de criminalidad del último lustro

| | Eivissa |

Valorar:

Manuel Hernández durante la toma de posesión como nuevo comisario de Ibiza.

17-01-2018 | Paco S. Pérez
preload
El comisario jefe de Ibiza, Manuel Hernández, recibe la felicitación de la delegada del Gobierno, Maria Salom, ante la mirada del alcalde de Ibiza y la vicepresidenta del Consell. Foto: DANIEL ESPINOSA

El comisario jefe de Ibiza, Manuel Hernández, recibe la felicitación de la delegada del Gobierno, Maria Salom, ante la mirada del alcalde de Ibiza y la vicepresidenta del Consell. Foto: DANIEL ESPINOSA

16-01-2018 | DANIEL ESPINOSA

Mantener o mejorar el legado dejado por sus predecesores en el cargo. Este es el comprometido reto que tiene por delante Manuel Hernández, el comisario jefe del Cuerpo Nacional de Policía de Ibiza, que ayer juró su cargo como jefe de una comisaría que desde hace un lustro está manteniendo un descenso de los índices de criminalidad, un legado que la delegada del Gobierno, Maria Salom, está convencida que el nuevo comisario mantendrá.

Manuel Hernández tomó posesión oficial de su cargo conocedor de las cifras de criminalidad de 2017, un balance que refleja un descenso de las infracciones penales del 5,75 respecto a 2016, pasando de 3.771 a 3.554. La delegada del Gobierno presidió el acto y subrayó la caída del 6,95 por ciento de los delitos más graves; la reducción en un 8,57 por ciento de los robos con violencia o intimidación y, especialmente, la bajada de un 12,66 por ciento de los casos de malos tratos.

Para seguir manteniendo esta buena tendencia, Manuel Hernández cuenta con «la experiencia y el valor añadido de conocer la plaza», ya que desde hace más de dos años formaba parte de la plantilla de la comisaría como jefe de la Brigada de la Policía Judicial. Anteriormente, estuvo durante 27 años formando nuevas hornadas de agentes en la Escuela Nacional de Policía en las asignaturas de Ética y Sociología. En este sentido, Hernández insistió en la importancia de mejorar la seguridad desde la base, formando a niños y jóvenes en el respeto. «La seguridad es cosa de todos y todas las instituciones y la ciudadanía en su conjunto deben fomentarla», señaló el comisario durante un discurso en el que también recalcó que «conseguir ser libres y sentirnos seguros es algo que nos compromete a todos, es algo que no podemos dejar sólo en manos de los profesionales». Hernández también recalcó que uno de sus «grandes retos será que ajustemos toda nuestra actuación a las exigencias éticas de la profesión, apoyada en valores como la integridad, la responsabilidad, la transparencia, el compromiso y la competencia» definido en el Código ético de la Policía Nacional.

El nuevo comisario expresó su orgullo por «liderar un equipo humano con prestigio, competente y que ha sido capaz de alcanzar unos buenos resultados en la lucha contra la criminalidad». En este sentido, agradeció el apoyo y la labor de sus predecesores en el cargo José Manuel Mariscal de Gante y José Luis Garau, presentes en el acto de ayer, así como de José Luis Santafé.

La toma de posesión de Manuel Hernández estuvo presidida por la delegada del Gobierno y el jefe superior de la Policía Nacional en Balears, Antonio Jarabo, y contó con la presencia de numerosas autoridades políticas, mandos policiales y representantes del sector empresarial.

Confianza y máximo apoyo

La delegada del Gobierno destacó la figura de Manuel Hernández y le trasladó todo el apoyo del Gobierno para afrontar el mando de un destino tan relevante como Ibiza. «Tu conocimiento previo y arraigo a la isla es una valor añadido para seguir mejorando las cifras positivas que se vienen registrando desde hace un lustro», señaló Salom, quien remarcó que «no podemos ni queremos bajar la guardia ya que la seguridad es la prioridad del Gobierno. Ibiza ofrece un plus de seguridad y así tiene que seguuir siendo», apostilló.

Finalizado el acto y a preguntas de los medios sobre la necesidad de más agentes en las Pitiusas, Salom recordó que «se van a incrementar las plantillas en 5.000 agentes en los próximos años en toda España. Trabajamos para que una parte de esos incrementos tengan un reflejo en Ibiza porque es necesario». Argumentó que el Gobierno tiene sobre la mesa como una prioridad las Islas, «por lo especial, singular y porque es un plus importante para que los turistas vengan a las Pitiusas». También confió en que los nuevos Presupuestos Generales del Estado permitan poder llevar a cabo la equiparación salarial entre los cuerpos policiales.

Respecto al repunte de robos en Formentera, afirmó que la Guardia Civil ha intensificado los trabajos y se han celebrado reuniones con la Policía Local y particulares. «Todos trabajan para bajar la presión y el miedo que hay y, sobre todo, el nivel de robos. Se está trabajando para disminuir el temor que hay en la isla y garantizar la seguridad de todos».

EL APUNTE

La seguridad es cosa de todos y la formación de los jóvenes es clave

Manuel Hernández calificó de «vital importancia la formación de los niños y jóvenes en el respeto por la convivencia, la diversidad y la libertad. En base a estos valores se mejorará en seguridad. Esta debe ser la base de nuestro modelo» apostilló el comisario, quien subrayó su compromiso con la sociedad pitiusa y su colaboración con el resto de instituciones.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.