Sant Josep ejecuta fajas antiincendios en las carreteras del municipio de su titularidad

|

Valorar:
preload
Detalle de la zona donde se ejecutan las fajas antiincendios.

Detalle de la zona donde se ejecutan las fajas antiincendios.

06-04-2018
Sant Josep ejecuta fajas antiincendios en las carreteras del municipio de su titularidadSant Josep ejecuta fajas antiincendios en las carreteras del municipio de su titularidad

El municipio de Sant Josep está ejecutando fajas antiincendios en las vías de comunicación de su titularidad, según ha informado el Ayuntamiento.

Desde el Consistorio han recordado que algunas de las masas forestales más extensas de Ibiza están en el municipio y además ha aumentado en los últimos años el riesgo de incendios debido al abandono del campo, entre otros motivos.

Para determinar las prioridades a la hora de ejecutar estas fajas se cuenta con el asesoramiento y colaboración de técnicos del Ibanat y agentes de Medio Ambiente del Govern.

Así, el Ibanat ha elaborado un proyecto para que el Ayuntamiento construya la faja de autoprotección de la carretera de Cala Vedella Sur (PMV-803- 1). Los trabajos costarán 11.800 euros y durarán un mes, iniciándose a finales de abril.

Según el Consistorio, esta faja permitirá prevenir posibles fuegos relacionados con el tráfico de vehículos, facilitando las condiciones de evacuación y acceso a la zona.

De esta forma se podrán defender las urbanizaciones de Cala Vedella, Cala Carbó y Sierra Mar, así como viviendas aisladas en esta zona.

A causa de la longitud de la carretera, este año se ejecutarán 900 metros anteriores al desvío de Cala d'Hort y posteriormente se acabarán los otros tramos. Asimismo, se repasará la faja del camino de Cas Colls, eliminando la vegetación.

De acuerdo con las directrices del Govern, la faja de la carretera de Cala Vedella Sur alcanzará 900 metros con una anchura de 20 metros y se desbrozará la zona de arbustos o matojos, con atención a las especies protegidas.

También se talarán árboles en mal estado cercanos a la carretera, logrando una separación de ocho metros y la no tangencia de copas, manteniéndose las sabinas. Igualmente, se podarán los árboles restantes para que tengan un máximo de cinco metros.

El material leñoso retirado será triturado y usado como combustible en la caldera de biomasa de la piscina. El Ayuntamiento ha recordado a los vecinos que también pueden ejecutar fajas en sus viviendas si están en zonas forestales. Para ello, sólo deben solicitar autorización.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.