Educació forma una cantera de docentes para alumnos con problemas de audición

Las docentes de Audición y Lenguaje que cubren el servicio en Ibiza son de Mallorca

|

Valorar:
preload
Margarita Caballero es una de las dos profesoras que ha impartido el curso sobre lenguaje de signos a los docentes de Ibiza y Formentera.

Margarita Caballero es una de las dos profesoras que ha impartido el curso sobre lenguaje de signos a los docentes de Ibiza y Formentera.

17-05-2018 | DANIEL ESPINOSA

La Conselleria d’Educació del Govern está formando a docentes de Ibiza para cubrir las necesidades de alumnos con problemas de audición. Educació tuvo problemas el curso 2016-17 para hacer frente a las peticiones de lenguaje de signos. «En aquel momento lo hacían tres auxiliares técnicos educativos; pedimos desde la Delegación de Educación y desde el Servicio de Atención a la Diversidad a la Direcció de Funciò Pública que se creara un bolsín de profesionales de lenguaje de signos y de momento no se ha creado», explicó la delegada de Educación, Margalida Ferrer. Mientras tanto se ha buscado a docentes con formación en lenguaje de signos. De hecho, las que ahora están cubriendo el servicio de soporte de Audición y Lenguaje a los alumnos de Ibiza son de Mallorca.

Los alumnos de las Pitiusas con déficit sensorial auditivo se encuentran escolarizados en nueve colegios públicos; un centro concertado y cuatro institutos de enseñanza secundaria, uno de ellos el de Formentera, aunque han sido cinco los que han pedido ayuda. «Realmente los centros que piden una persona en lenguaje de signos son tres centros y dos institutos en los que las familias lo han pedido», añadió la delegada. El número de alumnos matriculados con déficit de atención auditiva asciende a 18.

Demanda y necesidad

La ampliación de docentes y personal de soporte para las Pitiusas era uno de los objetivos de la Conselleria por lo que se han realizado dos cursos en el que se han inscrito ochenta personas. El primero de ellos denominado La discapacitat auditiva. Intervenció als centres educatius. Pràcticum bimodal se celebró del 2 de noviembre de 2017 al 9 de febrero de este año y el segundo Iniciació a la llengua de signes i a la metodologia amb alumnat sord, del 15 de febrero al 17 de mayo. Margarita Caballero, profesora de Pedagogía Terapéutica de educación especial, es una de las dos docentes que ha impartido el curso sobre iniciación de lenguaje signos para obtener el nivel A1. Caballero trabaja con alumnos sordos en el colegio Poeta Villangómez y en el IES Balàfia. Además de ser maestra en educación especial, es técnica superior en interpretación de lenguaje de signos. «En Ibiza había mucha demanda y necesidad por parte de los profesores porque tenían alumnos sordos y no sabían cómo atenderlos», explica. Desde la Conselleria surgió la iniciativa para dar una formación al profesorado en cuanto a lengua de signos. La idea no es sólo darle el idioma «sino estrategias de comunicación con las personas sordas, que tienen particularidades y necesidades muy especificas; su forma de entender las cosas es muy distinta a la nuestra», explicó. La idea es que los alumnos se pongan en la piel de una persona sorda, «para que sean capaces de adaptar el material que se trabaja en clase, el contenido y las actividades de manera que sea accesible a ellos; si entiendes a una persona sorda sabes de qué manera ofrecerle los contenidos, estrategias como disminuir la cantidad de letras, son muy visuales, la información les llega por la vista».

El curso ha sido muy bien acogido entre los docentes y cuando se abrió el plazo de inscripción «tuvimos una lista de espera enorme porque era la primera vez que Educació ponía en marcha un curso de lengua de signos y había mucha necesidad». El curso contó con 25 inscritos aunque normalmente la cantidad idónea es un máximo de 18 «pero sabíamos que había necesidad y abrimos un poco la ratio». Caballero reconoce que ha sido un poco complicado «porque has de ir mirando uno a uno a los alumnos, colocando dedos, cada uno tiene sus necesidades, sus dudas y como es tan práctico una formación uno a una es muy difícil, pero los alumnos estaban muy motivados, tenían tantas ganas y estaban tan interesados que compensa».

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.