El 40% de los barcos chárter que navegan por las Pitiüses son «piratas»

Las investigaciones en las Islas evidencian que tras este negocio se esconde un fraude de cientos de millones

|

Valorar:
Agentes del Servicio Marítimo de la Guardia Civil, en una inspección en un barco sospechoso atracado en la Savina. FOTO: V. FENOLLOSA.

Agentes del Servicio Marítimo de la Guardia Civil, en una inspección en un barco sospechoso atracado en la Savina. FOTO: V. FENOLLOSA.

JAVIER JIMENEZ
Alrededor del cuarenta por ciento de los barcos chárter que operan en las Pitiüses son ilegales o no cumplen con la norma vigente, según ha detectado el Servicio Marítimo de la Guardia Civil. Este tipo de embarcaciones alquiladas por empresas a particulares, que navegan días o semanas a cambio de una elevada cantidad de dinero, también son propicias para prácticas delictivas, por lo que este año la Benemérita está endureciendo de forma considerable los controles en Balears. En Mallorca, la cifra de «chárters» ilegales es todavía mayor, situándose en un cincuenta por ciento.

Las principales sospechas que existe detrás de este negocio se basan en que muchas veces los barcos son alquilados de forma fraudulenta para eludir el pago de impuestos. Tras ello, también existe el temor de que los barcos que se «contratan» para estas actividades de ocio puedan esconder medios más sofisticados para introducir, drogas e, incluso, armas, sin descartarse el inicio de actividades para traer a las Islas inmigración ilegal.

Sólo la isla de Mallorca acapara el 75 por ciento de la oferta de chárter a nivel nacional y el fraude en la época estival, en el conjunto de toda Balears, se estima en cientos de millones de pesetas, según aseguraron fuentes de la Comandancia de Mallorca.

El trabajo policial, sin embargo, ya ha servido este mismo verano para detectar distintas irregularidades cuando se realizan inspecciones a los barcos que llegan a los puertos.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

De momento no hay comentarios.