Cambios de otoño en la cesta

| Eivissa |

Valorar:
preload
«Ahora es un buen momento para comer bacora, que es parecida al bonito, pero más barata. Gusta mucho y se vende igual que la caballa ahora que los médicos recomiendan el pescado azul» Foto: R. DOMÍNGUEZ

«Ahora es un buen momento para comer bacora, que es parecida al bonito, pero más barata. Gusta mucho y se vende igual que la caballa ahora que los médicos recomiendan el pescado azul» Foto: R. DOMÍNGUEZ

15-10-2016

La llegada de los primeros frentes fríos estacionales y la inestabilidad en las temperaturas que lleva consigo el otoño comienzan a tener reflejo casi de forma inconsciente en los productos que muchas personas eligen a la hora de llenar la cesta de la compra en el Mercat Nou. La decisión sobre nuestras preferencias no responde solamente a la llegada a los expositores de los exuberantes productos frescos específicos de la temporada otoñal, sino más bien al tradicional hábito, cuando no necesidad para muchos, de incorporar con mayor frecuencia en la dieta lo que se conoce como comida caliente o de cuchara, en un periodo en el que las bondades y ligerezas del verano van cediendo paso ante el anuncio del inminente invierno. Un cambio de hábito que confirmó Antonio Colom, de Carnes Colom, cuando aseguró que «la carne se vende de igual modo ya sea verano o invierno. La única diferencia es que en verano se vende más producto para hacer a la plancha, mientras que ahora la gente empieza a comprar más carne para hacer guisos, cocidos y comidas que son más de cuchara». Entre su abundante género encontramos una buena propuesta a destacar en su pollo payés a 6,50 euros el kilo. En Carnicería Javi, hacen gala igualmente de unos magníficos ejemplares de pollos payeses a 6,25 euros el kilo. Javi Gómez, su propietario, comentó orgulloso que «estos son los campeones del corral. Están bien hermosos de carne. En Navidad pusimos uno aquí que era más grande incluso que los pavos. Estos viene a pesar entre 4 y 5 kilos cada uno». Y para los amantes de lo natural, en Carnicería Javi cuentan también con huevos ecológicos a 4 euros la docena.

En lo que se refiere a pescados y mariscos, el otoño también se hace notar tanto en la entrada del género como en su precio, ya que los días posteriores a un temporal llega menos producto y está un poco más caro al no haber salido las flotas a faenar.

Conchita Bosch, de Pescados Cardona-Conchita, explicó que «con el mal tiempo hay menos pescado y está algo más caro que otros días. Ahora es un buen momento para la bacora, que está a 8,90 euros el kilo. Es parecida al bonito pero es más barata. A la gente le gusta mucho y se vende muy bien, igual que la caballa, ahora que los médicos están recomendando comer más pescado azul porque es bueno para la salud. Este año la sardina y el boquerón han estado normalmente más caros, aunque ahora parece que están más baratos».

En Pescados y Mariscos Oliver se exponían unos soberbios especímenes de pez araña a 24 euros el kilo, muy llamativos por su presencia y apreciable tamaño. «El pez araña es bastante común aquí pero suelen ser mucho más pequeños y se destinan generalmente para hacer sopas. Estos tan grandes no son tan frecuentes de ver», detalló José Marí, socio de la parada, ante un rico mostrador con una atractiva oferta de bandejas de cigalas y carabineros a 79,90 euros el kilo.

Buenas fechas son también éstas para adquirir exquisiteces marinas como las ostras y los bígaros, por ejemplo, a 2 euros la unidad y 19,90 euros el kilo, respectivamente, en Mar Fish Ramírez.

Y de la huerta, verduras y hortalizas de temporada resplandecen listas en el Mercat Nou para ser echadas en la bolsa a precios más que asequibles, como las coliflores a 2,60 euros el kilo, sin olvidarnos de los repollos, las alcachofas, los espárragos trigueros, las calabazas, las acelgas ni del hinojo para alegrar los caldos de nuestras ollas en los días de frío.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.