Juan Mesa, Labi, en un partido de la pasada temporada con el Puig d’en Valls. | Marco Torres

0

Juan Mesa, Labi, delantero del Puig d'en Valls e hijo de ‘Labi Champions', regresó ayer al trabajo con el conjunto que entrena Vicente Román tras el tremendo susto que protagonizó la pasada semana. El futbolista, después del entrenamiento del martes, empezó a sentir dolor en el pecho y en el brazo y tuvo que ser trasladado a urgencias. «Estábamos bastante asustados en ese momento, porque no es normal que a un chaval de 20 años y que está hecho todo un deportista le empiece a doler el pecho. Ya nos imaginábamos cualquier cosa. Sin embargo, al día siguiente ya sabíamos que no era para tanto, aunque los médicos le recomendaron una semana de reposo», declaró Román.
Labi, eso sí, permaneció ingresado en el hospital la noche del martes y durante estos días ha sido sometido a varias pruebas que finalmente han descartado cualquier tipo de dolencia. «Todos los resultados han sido positivos y ya tiene el alta médica. Al parecer, se trató simplemente de un resfriado, que debido al esfuerzo físico se agravó y le provocó los dolores. Hoy -por ayer- regresa a los entrenamientos con el equipo y ya puede volver a jugar al fútbol, lo que es una gran noticia para todos», añadió su entrenador.