Manu Molina, en el césped tras recibir el golpe. | Aurélio Florez

0

Manu Molina se encuentra «consciente y en situación estable» tras el golpe sufrido durante la celebración del partido entre la UD Ibiza y el Sporting de Gijón. Así loa hecho saber la UD Ibiza poco después de la finalización del encuentro.

El centrocampista andaluz fue atropellado por Gragera en una acción de la primera parte y cayó grogui al césped. Los servicios médicos tuvieron que entrar rápidamente al campo para atenderle en un momento repleto de incertidumbre. Finalmente, el jugador fue retirado del terreno de juego y su puesto lo ocupó Appin en el minuto 24.

El onubense fue trasladado al Hospital Universitario de Cabueñes. Allí se le realizaron las exploraciones oportunas.