El conseller de Territori, Joan Boned, en una intervención parlamentaria. Boned se recupera de una intervención quirúrgica. | M. À. Cañellas

7

Cuatro consellers se encargarán de la Conselleria de Territori de manera temporal en sustitución del conseller titular, Joan Boned, que se ha sometido a una intervención quirúrgica y se encuentra enfermo desde principios de mes.

La presidenta del Govern, Francina Armengol, tiene previsto firmar esta misma semana el decreto temporal de reparto de funciones a las espera de que Boned puede reincorporarse a sus funciones en el plazo de un mes. En el Govern aseguran que, por ahora, no tienen un plan B para el caso de que el conseller tenga que dejar su cargo por culpa de la dolencia.

El conseller de Medi Ambient i Agricultura, Vicenç Vidal, asumirá las competencias en materia de Energia y Iago Negueruela, titular de Treball, será el responsable de las funciones de Transports. Las competencias en materia de Habitatge serán para la consellera d’Hisenda, Catalina Cladera, y el conseller de Presidència ejercerá el control de las funciones de Territori, Ports i Aeroports.

El Govern confía en que la solución sea temporal y que Joan Boned pueda reincorporarse a su puesto en la Conselleria, aunque todo queda pendiente de cómo pueda evolucionar la enfermedad. Boned fue intervenido a principios de mes y sus labores de firma las ha asumido hasta ahora el titular de Treball, Iago Negueruela. La representación política la ha ido ocupando el conseller de Presidència, Marc Pons. La gestión cotidiana de la Conselleria la están ejerciendo los distintos directores generales, cada uno en sus respectivas áreas, pero dado que no hay previsión de que pueda reincorporarse en breve a su puesto de trabajo, Armengol ha optado por aprobar este decreto.