Caso Armengol

Armengol lamenta el incidente del bar, pero añade que no piensa dimitir

|

Valorar:

La presidenta del Govern, Francina Armengol, aprovechó ayer una visita a Menorca para referirse, por primera vez directamente y no a través de un comunicado, a la polémica suscitada después de que trascendiera que estuvo en un bar de copas de madrugada.

Armengol dijo hasta en nueve ocasiones que lamentaba las consecuencias de ese hecho pero ni lo rechazó ni, pese a la insistencia de los medios, aclaró si estaba pidiendo excusas. La presidenta, antes de un acto de entrega de llaves de cuatro viviendas de protección oficial en Sant Lluís –donde estuvo acompañada del conseller Marc Pons, que fue quien le acompañó junto a otras personas tomando una copa en el bar Hat de Palma la madrugada del día 7– reiteró que abandonó el establecimiento «en torno a la una», hora de cierre, y lamentó que «se ha trasladado una imagen distorsionada» de los hechos.

También lamentó que «se pueda poner en cuestión medidas técnicas y sanitarias que son imprescindibles para hacer frente a la pandemia, así como el trabajo que realiza tanta gente para erradicar la enfermedad y la toma de soluciones» y, también, que aunque (dijo) se hayan explicado todos los detalles «se siga exponiendo un relato que no refleja lo ocurrido». La presidenta insistió en que había tenido una «cena de trabajo» con consellers y colaboradores del Govern y que después algunos se fueron a su casa y que «con un par» de estos entró en el bar y que continuaron hablando de trabajo. Aseguró que «tomamos una copa y nos fuimos». Sobre el desmayo del director general de Comunicació, Álvaro Gil, dijo que no haría más consideraciones de tipo personal. Preguntada si estaba pidiendo excusas, no respondió y volvió a reiterar que lamentaba las consecuencias. Lo que sí quedó claro es que no dimitirá como le ha pedido el PP desde que Gabriel Company –el miércoles– aludiera a este episodio en el pleno del Parlament.

Més: mejorar la gestión

Es poco probable que la primera valoración pública de la presidenta balear acalle la tormenta política. Más allá de la petición de dimisión por parte del PP y de Vox – que ha llevado este caso al Congreso de los Diputados–, la totalidad de los partidos esperaban que pidiera disculpas.

En Podemos y Més se habían mostrado sumamente cautos. Tras sus declaraciones, algunos representantes de este último partido, transmitieron a este diario su idea de que esperaban más. «Yo flipo», comentó un dirigente de modo informal. Añadió que no quería añadir más leña al fuego pero que le constaba que «hay cosas que tienen que cambiar». Antes de que Armengol hablara, ya había comentado a este diario desde Més que había que mejorar «algunas cosas» a la hora de transmitir la gestión que hace el Govern. El martes se celebra pleno en el Parlament y tanto el PP como Vox (Cs y el PI, no) han presentado preguntas sobre este asunto. Tanto a la presidenta como al conseller Marc Pons y a la consellera Patricia Gómez. «Toma a los ciudadanos por tontos con una versión que no se cree ni ella», dijo el portavoz adjunto del PP, Antoni Costa quien señaló que «el contador para la dimisión de Armengol esta en marcha» y que este episodio del bar «desacredita» totalmente a la presidenta balear y pone en duda su «autoridad moral».

«Armengol toma a los ciudadanos por tontos; es vergonzoso que la máxima autoridad en Baleares exija a los ciudadanos lo que ella es incapaz de cumplir», explicó Costa, quien añadió que «a estos hechos bochornosos se suma la pérdida del acta policial, que ya no es una cuestión moral sino que podría pasar a ser delictiva». El portavoz adjunto del PP recordó que «otras autoridades españolas y europeas han dimitido por motivos similiares, como el alcalde socialista de Badalona o el comisario de comercio europeo». Los gastos En relación a esta polémica, el PP ha registrado una petición de documentación al Parlament para esclarecer lo que costó a las arcas públicas la cena de trabajo de Armengol y parte de su equipo el pasado 6 de octubre en el restaurante Cor de Palma.

EL APUNTE

Los médicos: «Es peor la reacción al renuncio que el renuncio en sí»

Varios representantes del colectivo médico criticaron ayer la reacción del Govern al justificar la presencia de la presidenta en un bar tras e cierre decretado por Salut. «Intentan justificar algo que no se aguanta», dijo el doctor Fernando García , presidente de SEMERGEN Baleares, «que no cuenten milongas. «Es peor la reacción al renuncio que el renuncio en sí», lo secundaba el presidente del Sindicato Médico, Miguel Lázaro. Por su parte el presidente del Col·legi de Metges, José Manuel Valverde, lamentó que «nos hemos exigido no salir para no contagiar ni ponernos enfermos y parece que sólo iba por nosotros».

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 5

Manu
Hace un mes

Imaginen el mismo acto por parte de alguien de la derecha... bueno, abrirían titulares 3 semanas los noticiarios y manifestaciones a las puertas de las instituciones. vaya doble rasero.

Valoración:2menosmas

Manda huevos
Hace un mes

Vaya con la Presidenta ,claro como es la ultrizquierda, pues tienen patente de corso y derecho de pernada, a ellos nunca les pasa nada malo ,nadie de ningún nivel les critica ,ni les piden cuentas , a la derecha la queman viva ,que horror ,con la izquierda siempre ,

Valoración:10menosmas

vicente
Hace un mes

VAYA CARADURA LA DE ESTOS POLITICOS. QUEDESEN EN CASA,NOS HARAN UN FAVOR. NO SE PUEDE ENGAÑAR A LA GENTE,NO HAY ESCUSA, SI ELLOS MISMOS INCUMPLEN LAS NORMAS A LAS QUE OBLIGAN.

Valoración:15menosmas

Para Carlos
Hace un mes

CARLOS JAVIER: por supuesto que la cenita y los cubatitas los pagamos los ciudadanos. Tienen mil formas de colar todos sus gastos particulares para que se los paguemos los contribuyentes a base de impuestos aun que muchos no tengan ni para comer.

Valoración:12menosmas

CARLOS JAVIER
Hace un mes

Ya solo falta que nos pasen los Tickets de la cenita y los cubatitas. El " mareo" del asesor venia provocado porque ya no se sostenia en pie por el pedal que llevaba. Vamos apañados con esta clase de políticos. Denuncias que se pierden, amenazas a policias si hablan y al dueño del local que se lo cerrarán, Todo un culebrón latinoamericano.

Valoración:11menosmas

YaYa
Hace un mes

Disfruten lo votado, disfruten socialcomunismo. Sólo quedan tres años y veremos si sólo son esos. De todas formas ya no sabes a quién votar, por tanto no pierdo ni un domingo más en ir a votar.

Valoración:12menosmas

Ya somos Venezuela
Hace un mes

El problema es que no lo ha hecho un politico raso, lo ha hecho la presidenta del Gobierno Balear, la misma que hace nada nos exigía sacrificio y quedarnos en casa. El problema es que ya deberia de haber dimitido por el escandalo de la prostitución de menores, pero ni dimite ni abren investigaciones, ni nada de nada. Dictadura pura y dura.

Valoración:22menosmas

filibustero
Hace un mes

Debes de dimitir, no se puede restringir, prohibir y sancionar si tú no predicas con el ejemplo, la sociedad empieza a estar muy harta de toda esta situación y vosotros los políticos deberíais de tenerlo en cuenta ya que ocupáis esos sillones gracias a los votos m, ahora lo que está claro es que pensáis que estáis en mundo paralelo al real y que se la sociedad se joda , vosotros desde vuestra atalaya os estáis riendo de todos y no tenéis vergüenza en demostrarlo, dimite y espero que esto no se vaya tapando si no que hay que seguir presionando para que las cosas de hagan bien y no en plan chapucero y dictatorial como lo que estáis haciendo vosotros, dimite!!!!!

Valoración:16menosmas

Salinero
Hace un mes

A ciudadanos pasivos politicos abusivos. Si continuamos sentados en el sofa pensando que esto se arregla solo, de que nos demos cuenta nos habran metido en el matadero. Esto solo es el principio.

Valoración:20menosmas

miau@hotmail.com
Hace un mes

dingun politico quiere soltar la silla-da igual el color-son todos iguales

Valoración:12menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 5