El PP quiere agilizar las medidas para proteger las explotaciones ganaderas de la comunidad. | Martina Riveiro

0

El PP de Baleares instó este sábado a la Conselleria de Agricultura a agilizar las medidas para evitar la propagación del virus de la «lengua azul» en las fincas ganaderas de la comunidad.

Según la diputada y portavoz del Grupo Popular en temas de agricultura en el Parlament, Asunción Pons, «no se puede demorar la campaña de vacunación para las explotaciones ganaderas de bovinos, ovinos y caprinos tras haber declarado oficialmente el Govern la presencia del virus de la lengua azul en Mallorca».

En esta línea, añadió que «es muy importante que los Servicios Veterinarios del Govern incrementen los controles y la vigilancia para detectar la posible circulación del virus en los ejemplares centinela de Menorca e Ibiza para actuar con la mayor rapidez y eficacia para evitar la propagación de esta epizootia».

Distinto en la Península

Por otro lado, Pons ha destacado, asimismo, que, según el informe publicado por el Ministerio de Agricultura sobre la detección de la lengua azul en Mallorca, la cepa causante es similar a la que afectó, estos últimos años, a la región de los Balcanes e Italia.

Este informe concluye, además, que es «diferente al virus presente en el sur de la península ibérica» y advierte que en todos los casos los ejemplares afectados son autóctonos de Baleares y que no se han producido entradas recientes de animales en las explotaciones afectadas.

Finalmente, Pons ha solicitado a la consellera Mae de la Concha y al director general de Agricultura y Ganadería, Fernando Fernández, que «tras la detección de la lengua azul en un bovino centinela de una explotación de Pollença (Mallorca) y nueve sospechas en ovinos en explotaciones de este municipio, Campanet e Inca, se reúnan con las organizaciones profesionales agrarias de Menorca y de Ibiza, como hicieron el pasado viernes con las de Mallorca, para darles explicaciones y detalles.