Volodimir Zelenski, presidente de Ucrania. | PRESIDENCIA DE UCRANIA

0

El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, ha criticado que la Unión Europea no aplique nuevas sanciones contra Moscú y ha precisado que Rusia recibe casi 1.000 millones de euros al día por parte de los europeos para el suministro de energía. «Por supuesto, agradezco a nuestros amigos que están promoviendo nuevas sanciones. Pero, ¿de dónde sacaron tanto poder los que bloquean el sexto paquete? ¿Por qué todavía se les permite tener tanto poder, incluso en los procedimientos intraeuropeos?», ha dicho.

Hungría, principal detractor de las sanciones al crudo ruso, considera que faltan aún detalles clave por cerrar en la propuesta de la Comisión Europea, por ejemplo en relación a las potenciales ayudas que recibiría para compensar la actual dependencia energética. El carbón ya figura en la lista de sanciones de la Unión Europea, aunque no así el petróleo --y mucho menos el gas--, por el recelo de los países más dependientes, especialmente en el este de Europa.

Moscú, sin embargo, ya ha cortado el envío de gas a Polonia, Bulgaria y Finlandia por negarse a pagar el suministro en rublos. De esta forma, Zelenski ha afirmado que «el mundo no se ha atrevido a bloquear el sistema bancario ruso», lo que permitiría «privar al agresor de la oportunidad de financiar» no solo la guerra contra Ucrania, sino «la política de crear divisiones y crisis en todo el mundo». «Desde el 26 de mayo de 2014, y más aún desde el 24 de febrero de este año hasta hoy, ha habido muchas oportunidades para que aquellos que realmente tienen la fuerza para hacerlo, le pongan fin y digan: ahora Rusia realmente sentirá el precio por lo que está haciendo contra Ucrania», ha destacado.

Con respecto a los avances rusos en territorio ucraniano, el mandatario ha indicado que las tropas rusas han bombardeado Járkov, así como la región de Sumy, y el este de Ucrania, en general, donde se ha intensificado la artillería en zonas como Zaporiyia. «Por el momento, la lista de muertos incluye a nueve personas. 19 heridos. Todos civiles. Un niño (cinco meses) y un padre fueron asesinados. La madre está en estado grave. Entre los heridos en Járkov también se encuentra una niña de nueve años», ha denunciado. Zelenski también ha señalado que la actual ofensiva en la región del Donbás «puede dejar la región deshabitada».

«Quieren reducir a cenizas Popasna, Bajmut, Liman, Lisichansk y Severodonetsk. Como Volnovaja, como Mariúpol. En las ciudades y comunidades más cercanas a la frontera rusa, en Donetsk y Lugansk», ha enumerado. También, como es habitual, ha recordado en su discurso vespertino la diplomacia realizada durante la jornada de este jueves: con el primer Ministro de Países Bajos, Mark Rutte, así como su discurso en el Parlamento de Letonia. «Si todos en el mundo tuvieran la misma determinación de defender nuestra libertad común como Letonia y otros socios que no dudan, simplemente no habría mal que el Estado ruso haya hecho a Ucrania, Europa y el mundo», ha zanjado.