Editorial

No hay excusas para no condenar la ‘turismofobia’

Eivissa |

Valorar:

Es sorprendente que el PSOE, un partido con tradición de gobierno, no aceptase el jueves apoyar en los ayuntamientos de Ibiza una moción presentada por el PP para condenar la ‘turismofobia’. Los distintos portavoces intentaron ridiculizar la propuesta, minimizaron las pintadas aparecidas en Vila, y acusaron al PP de crear un problema que no existe. Cuesta entender que por cuestiones partidistas algunas formaciones políticas, nada sospechosas de estar en contra del turismo, se niegen a apoyar una moción para condenar algo evidente, y que sí está teniendo consecuencias importantes en otras zonas turísticas, Mallorca incluída.

Otros ejemplos. ¿Se están produciendo en Ibiza casos de racismo? Evidente no hay, pero por no haberlos no impediría una condena unánime de todos los partidos en contra del racismo. ¿O sí? Es impensable que alguien se negase a apoyar una declaración en estos términos. Sin embargo, con el turismo se juega a la ambigüedad. Se reconoce el valor que tiene para la economía, el gran número de puestos de trabajo que genera, pero en demasiadas ocasiones se lanzan mensajes sobre el exceso de turistas, las molestias que ocasionan, el incremento de pasajeros, la saturación en las carreteras, y los problemas de infraestructuras para atender a tanta población. Ese tipo de planteamientos no ayudan precisamente a crear la imagen de la importancia del turismo. Al alcalde de Vila, Rafa Ruiz, se le ha ocurrido hacer un estudio sobre los límites de Ibiza para acoger turistas. Muy fácil. Pregunte cuántas plazas turísticas hay en la oferta reglada y la que aparece en las webs turísticas. Parece una salida demasiado previsible y que no aporta nada para intentar justificar un voto contrario a una propuesta que debería tener el apoyo de todos los partidos para aparcar la ambigüedad y los mensajes demasiado habituales en contra del turismo. No es cuestión de una pintada más o menos. Es cuestión de que hay que entender que los beneficios del turismo superan con creces sus perjuicios. ¿Se imagina alguien que dejasen de venir turistas a Ibiza? Pues ya que vienen, reconozcamos su importancia.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.