1

La consellera de Mobilitat, Pepa Costa, presentó esta semana a los vecinos de Forada el acceso peatonal que unirá el cruce de Can Tixedó con el centro social. Tendrá unos 500 metros, con 2,5 metros de anchura y es un camino paralelo a la carretera. Se trata de una vieja reivindicación del ayuntamiento y de los vecinos. En la anterior legislatura se quería incorporar un carril-bici que ahora el PP ha desechado a petición de los vecinos. Las obras costarán 300.000 euros.

Este proyecto se aprobará próximamente en Consell Executiu y servirá para ir desde la escuela al centro polivalente y las pistas polideportivas, ya que actualmente no hay ni siquiera un arcén. No hay previsión sobre cuándo podrían empezar los trabajos.