0

El anteproyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2013, que ya ha presentado Cristóbal Montoro a sus compañeros de Gobierno, detalla que las Islas deberán aportar en concepto de solidaridad con otras comunidades autónomas un total de 811,99 millones de euros, es decir, un 37% más de lo aportado en 2012, que a final de año será 590 millones de euros.

Para comprender la magnitud de la cifra, basta con comparar las cantidades con el plan de ajuste aprobado por el Govern a principios de año para cumplir el déficit. En virtud de este plan, que prevé el cierre de dos hospitales, entre otras medidas, el Govern se vio obligado a recortar 350 millones de euros de sus Presupuestos. Es decir, que si Balears no tuviera que hacer esta aportación solidaria a otras comunidades, el Govern no tendría que haber hecho ningún ajuste y además aún dispondría de dinero para invertir en las Islas.

Esos 811 millones destinados a financiar a otras comunidades autónomas implican que cada ciudadano de las islas aportará de sus impuestos 729,48 euros para pagar los servicios que prestan otras autonomías.

Balears es, de hecho, la comunidad más solidaria en términos relativos si se suman las aportaciones al fondo de garantía y al fondo de suficiencia. Madrid aportará más cantidad en términos absolutos –3.012 millones frente a los 811 millones de Balears–, pero en términos relativos, es decir, si se hace la comparación por habitante, cada ciudadano de Madrid aporta 464,16 euros frente a los 729,48 de cada ciudadano balear.

La comunidad más beneficiada por este reparto de fondos es Canarias, que percibirá 2.532 millones de euros, o lo que es lo mismo, 2081 euros por habitante. Extremadura ocupa el segundo puesto y tras ellas se sitúa La Rioja. Todas las comunidades autónomas excepto Balears y Canarias tienen saldos positivos para sus cuentas.

La aportación de Balears a la financiación de otras comunidades autónomas no es el único dato preocupante del anteproyecto de Presupuestos Generales para 2013. Las Islas perderán además 106 millones de euros con respecto a 2012 en concepto de entregas a cuenta.

Por otro lado, durante el primer semestre los ingresos del IVA en Balears cayeron un 5,2%.