Un inquilino es desahuciado por destinar el piso en Ibiza a alquiler turístico

| Eivissa |

Valorar:
preload
Pintada contra los pisos turísticos en el centro de Palma; la proliferación de este tipo de alojamientos ha provocado numerosas protestas vecinales.

Pintada contra los pisos turísticos en el centro de Palma; la proliferación de este tipo de alojamientos ha provocado numerosas protestas vecinales.

Carmen Buades

El realquiler turístico no vale. La Audiencia Provincial ha confirmado la decisión de un propietario que inició los trámites para desahuciar a su inquilino después de saber que éste destinaba algunas de las habitaciones a alquiler turístico sin su consentimiento. La comunidad de propietarios del piso había denunciado un continuo ir y venir de gente de la vivienda, la rotura de las llaves y que los subarrendatarios eran «diarios, bastantes y que tanto en invierno como en verano» dormían en la vivienda que estaba alquilada.

El inquilino afectado se defendía de las acusaciones y pedía a los tribunales que se desestimara la petición de desahucio. Negaba de forma tajante que se dedicara a subarrendar habitaciones y se excusaba en que tenía «amigos turísticos» que acudían a su casa con frecuencia. Además de los realquilados turísticos, en el piso también vivía una persona más de forma habitual que reconocía iba mucha gente a la vivienda.

La sentencia de la Audiencia apunta a que el subarriendo parcial de la vivienda estaba expresamente prohibida en el contrato de alquiler que habían firmado el inquilino y el propietario y que excluía la posibilidad de «instalar en ella o en parte de ella comercio, industria, hospedaje o cualquier actividad distinta a la vivienda habitual».

Rescisión

De esta manera, al no cumplir con el contrato de alquiler, los tribunales avalan la rescisión del contrato y ordenan que el inquilino abandone de forma inmediata la vivienda, situada en Ibiza. Además, le imponen las costas procesales del procedimiento.

La sentencia de la Sección Quinta de la Audiencia recuerda además que la ley de arrendamientos indica que una propiedad alquilada sólo se puede subarrendar de forma parcial pero con el consentimiento previo del dueño de la vivienda y que, en este caso, se obvió ese requisito por lo que, incluso al margen de lo que establecía el contrato, era nulo destinar el piso a otra finalidad. El inquilino también alegaba que permitía vivir en la casa a una persona de forma permanente porque padecía una enfermedad, algo que se descartó.

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Sí, pero...
Hace más de 2 años

Es el camino, pero sigue sin ser la solución pues, ¿cuánto tiempo ha pasado desde que comenzaron las molestias? ¿cuánto desde que se interpuso denuncia por la Comunidad y cuánto desde la demanda de desahucio? Los caraduras siguen jugando con 12...

Valoración:14menosmas

eivissenc
Hace más de 2 años

Bien!!! A ver si así vamos acabando con esa manada de vividores y caraduras del alquiler que vienen cada verano por la isla

Valoración:17menosmas

Pepe
Hace más de 2 años

Olé!! Ya sabemos el método. Se denuncia a través de las comunidades de propietarios al dueño de la vivienda, este se moverá para rescindir el contrato. Que se acabe ya la lacra de la vivienda!

Valoración:16menosmas

Jgb
Hace más de 2 años

Muy bien y asi con todos estos espabilados una manera de acabar con el problema de vivienda un paso mas.

Valoración:26menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1