Abierto el plazo para financiar hasta el 50 % nuevas instalaciones eólicas y fotovoltaicas

En esta convocatoria se podrán subvencionar las instalaciones de autoconsumo compartido

| Eivissa |

Valorar:
preload
Una instalación de placas solares sobre la azotea de un edificio de Vila.

Una instalación de placas solares sobre la azotea de un edificio de Vila.

DANIEL ESPINOSA

Desde ayer pueden solicitarse las ayudas autonómicas para instalaciones de autoconsumo de energía fotovoltaica y microeólica, una subvención que alcanza el 50 % del valor de las nuevas instalaciones de autoconsumo energético, dirigida a particulares, comunidades de propietarios, pequeñas y medianas empresas (pymes), entidades sin ánimo de lucro y asociaciones empresariales.

Las instalaciones de energía solar subvencionables pueden ser de hasta 3 kWp de potencia, en el caso de los particulares, y de hasta 50 kWp, para empresas, entidades y comunidades de propietarios. Las instalaciones microeólicas de particulares podrán alcanzar los 5 kWp, mientras que las de pymes, entidades sin ánimo de lucro y asociaciones empresariales podrán ser de hasta 10 kWp.

Todos los beneficiarios pueden también subvencionar las baterías de iones de litio de entre 2 y 12 kWh que usen para esas nuevas instalaciones.

El Govern ha presupuestado 3 millones de euros para esta convocatoria, cofinanciados al50 % con fondos europeos Feder. Las bases plantean la posibilidad de incrementar los importes de la convocatoria, algo que ya ocurrió en 2019 debido al gran número de solicitudes presentadas, cuando el presupuesto previsto fue de 1,8 millones de euros y finalmente se amplió a los 2,8 millones.

Las solicitudes se pueden presentar hasta el 28 de marzo en la web energia.caib.es y los proyectos deben ejecutarse antes del 30 de septiembre.

Novedades
Una de las novedades destacables de esta convocatoria es la inclusión de las comunidades de vecinos entre los beneficiarios, es decir, subvencionar el autoconsumo compartido. Esta opción posibilita que se pueda hacer una única instalación en edificios para varios consumidores y facilita la llegada de estas ayudas a los núcleos urbanos. Las comunidades de propietarios deberán entregar junto a la solicitud un certificado de acuerdo de la junta de vecinal con el visto bueno del presidente, además de otras verificaciones que garanticen que existe acuerdo para hacer la instalación.

Otra novedad es el impulso de las instalaciones microeólicas, del tamaño aproximado de una parabólica, que se refuerzan en esta convocatoria.

Impacto en las Pitiusas

El director general de Energía, Aitor Urresti, informó a este periódico la semana pasada de que su departamento quiere incrementar las solicitudes de ayudas en las Pitiusas, dado el escaso éxito de la convocatoria anterior. De las 1.042 solicitudes que se presentaron, solo 78 se hicieron desde Ibiza y 12, de Formentera.

«Sabemos que en Formentera no se puede hacer ninguna obra en verano y estas subvenciones al autoconsumo prácticamente obligan a ejecutar los proyectos en esa época. En Ibiza pasa algo parecido en algunas zonas», señaló como uno de los problemas identificados por la conselleria.

En este sentido, se ha modificado la orden de bases, según explicó Urresti, que se espera poder aprobar en el mes de enero para publicar una modificación de la bases de la subvención que aumentaría el plazo de ejecución de las instalaciones hasta el 31 de diciembre.

Urresti manifiesta la voluntad desde el departamento que dirige de mejorar los datos de solicitudes a esta convocatoria procedentes de Ibiza, dado que «es la isla más adecuada a nivel de autoconsumo». «Tiene mucha edificación dispersa, es más difícil hacer grandes parques solares y el precio del suelo es muy caro. Es más sencillo ubicar las instalaciones sobre las cubiertas de edificaciones», dijo.

Por otra parte, señaló las ventajas de estas instalaciones, con las que «se genera la energía en el mismo punto de consumo y con ello se evitan las pérdidas de la red eléctrica que oscilan entre el 5 % y el 10 %». Es por ello que este autoconsumo supondría ya un ahorro de energía de esos porcentajes de pérdida. «No solo favorecemos la entrada de energías renovables, sino que reducimos el consumo de energía, que es otro de los objetivos», sentenció.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.