El Consell propone una sanción mensual a una discoteca por no retirar unas vallas ilegales

La institución ya ha certificado la retirada de en torno a un centenar de soportes publicitarios ilegales en suelo rústico y actualmente centra sus esfuerzos en la carretera de Sant Antoni

| Ibiza |

Valorar:
Una de las vallas que todavía no han sido retiradas cerca de Sant Antoni.

Una de las vallas que todavía no han sido retiradas cerca de Sant Antoni.

DANIEL ESPINOSA

El Consell de Ibiza mantiene abierto un procedimiento administrativo contra la discoteca DC-10 e Ibiza Publicidad para exigir la retirada de unas vallas publicitarias que la discoteca habría permitido que se retirasen. Un expediente sancionador que ahora cuenta con un aliciente para corregir la actividad irregular. Además de la posible sanción que plantea imponer el Consell, que podría ascender a los 3.000 euros por la no retirada de vallas en una propiedad particular en suelo rústico, la institución acudirá a las nuevas multas coercitivas.

El conseller de Gestión del Territorio, Infraestructures Viarias y Lucha contra el Intrusismo, Mariano Juan, indicó respecto a este procedimiento que el Consell recurrirá a un nuevo precepto en materia de carreteras que se incluyó en el Decreto ley 8/2020 a petición de la institución. En él se establece que además de las multas impuestas en la resolución sancionadora se podrán imponer multas coercitivas para conseguir la ejecución de las órdenes. Estas multas implicarían una sanción mensual mientras no se retiren las vallas que no puede superar la mitad de la sanción administrativa impuesta por la infracción.

Con esta medida el Consell podrá exigir la retirada de las vallas sin tener que ser la institución la que ejecute la retirada. «El Consell no tiene porque retirar unas vallas con los impuestos de la gente por la infracción de un particular», argumentó Juan, que indicó que ese era precisamente el objetivo de este precepto.

Terrenos y vallas
Juan indicó que el procedimiento sancionador y de restablecimiento de la legalidad urbanística está actualmente pendiente de un proceso civil entre la empresa propietaria de las vallas y la propietaria de los terrenos en el que ambas reclaman la propiedad de los soportes publicitarios.

Al parecer, la empresa Ibiza Publicidad habría intentado proceder a la retirada de los anuncios, pero la discoteca DC-10, dueña de los terrenos, se lo habría impedido al considerar que, tanto los terrenos en los que están los soportes como las propias vallas publicitarias son de su propiedad.

«La actuación de ambas partes implicadas está contrastada a través de actas de nuestros inspectores que recogieron la voluntad de Ibiza Publicidad de retirar las vallas para evitar la sanción», explicó el conseller.

En la parcela quedarían todavía por retirar un total de ocho vallas. El expediente sancionador y el de restablecimiento de la legalidad urbanística se ha interpuesto contra ambas empresas y está pendiente de alegaciones.

«Ahora el Consell analizará las alegaciones, interpondrá la multa que tenga que interponer, exigiremos el restablecimiento de la legalidad y aplicaremos las multas coercitivas que nos permite imponer la nueva ley.

Vallas retiradas
Por otra parte, desde el Consell informaron de que ya se han retirado cerca de un centenar de vallas, «un número que cambia cada semana porque los propietarios retiran nuevas vallas», explicó el conseller.

El trabajo más intenso se está realizando en la actualidad en la carretera EI-600 que va de Ibiza a Sant Antoni, donde hasta el momento se han desinstalado 44 soportes publicitarios.
Desde el Consell indican que este número podría ser superior, dado que las empresas informan de la retirada de una valla incluso cuando supone un conjunto de anuncios publicitarios, mientras que el Consell lleva el recuento por cada anuncio individual.

Con estos datos se habrían retirado prácticamente la totalidad de las vallas en la carretera E-20 (en dirección al aeropuerto) y la mitad de las que hay en la carretera de Sant Antoni.

Incumplimiento del acuerdo de la patronal Ocio de Ibiza

La asociación Ocio de Ibiza, que engloba a las principales discotecas y beachclubs de Ibiza entre ellos el DC10, acordó a principios de este año y por unanimidad retirar la promoción de los establecimientos asociados de las vallas publicitarias ilegales instaladas en territorio insular. La discotecade ses Salines, por tanto, estaría incumpliendo el acuerdo de la patronal de la que forma parte. Al hacer pública esta decisión el pasado mes de febrero, la patronal Ocio de Ibiza manifestó que el acuerdo alcanzado en la patronal contra la proliferación de paneles publicitarios ilegales «responde a su compromiso de colaborar con la Administración para mejorar la imagen y la marca Ibiza».

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

El cigarro
Hace 2 meses

En cuanto cobren la ayuda para el ocio nocturno, quitarán el cartel. Palabrita del niño Jesús.

Valoración:menosmas

Juanjoa
Hace 2 meses

Verguenza que este antro, acorde a la serie de elementos que son los propietarios pueda seguir abierto. En parque natural y pasándose las directrices de las Administraciones por el forro y dando las espaldas a toda la buena gente de Ibiza que aguanta a este tipo de abusadores. FUERAAA!!

Valoración:23menosmas

Fernando
Hace 2 meses

Lo que debe hacer el ayuntamiento de San José es cerrar ya de una vez el DC10 por todo lo que hay ahí metido el ruido que dan las molestias que ocasionan y todo lo demas que hay ahí dentro

Valoración:32menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1