Un joven turista mata a su pareja arrojándola por el balcón del hotel y después se suicida en Ibiza

| Eivissa |

Valorar:
Desde primera hora, investigadores de la Policía Nacional inspeccionaron y recabaron pruebas en la barandilla al tiempo que interrogaban a huéspedes y personal del hotel.

Desde primera hora, investigadores de la Policía Nacional inspeccionaron y recabaron pruebas en la barandilla al tiempo que interrogaban a huéspedes y personal del hotel.

Daniel Espinosa


Tenía 21 años y ayer de madrugada se convirtió en la enésima víctima mortal de la violencia de género. Ibiza se sumaba a la lista de ciudades golpeadas este año por una violencia que se ha cobrado la muerte de 14 mujeres. Ocurrió minutos después de las 04.15 horas en el hotel Torre del Mar, en Platja d’en Bossa, establecimiento donde la joven se alojaba con su pareja, un joven de 26 años que se suicidó tras cometer, presuntamente, el crimen.
La víctima, una mujer con doble nacionalidad, italiana y española, falleció en el acto tras caer desde el balcón de la habitación ubicada en la cuarta planta. Según fuentes de la investigación, su pareja, de nacionalidad marroquí, se precipitó al vacío instantes después.

Caída de más de 15 metros
La caída sobresaltó al personal del establecimiento y a los huéspedes de las habitaciones más próximas. Según las informaciones recabadas por Periódico de Ibiza y Formentera, unos turistas de nacionalidad belga advirtieron que momentos antes del fatídico desenlace se produjo una violenta discusión entre la pareja.

Tras alertar de los hechos ocurridos en plena madrugada, hasta el lugar se movilizaron varias unidades de la Policía Local de Ibiza, Policía Nacional y dos ambulancias del 061.
Al llegar al lugar los dos cuerpos yacían en la zona de acceso al hotel. El cuerpo del hombre se encontraba unos metros más separados de la fachada. Más de 15 metros de altura de caída.

Los servicios de emergencias no pudieron hacer nada ya que la caída resultó mortal. Un retén judicial ordenó el alzamiento de los cadáveres.

Con las primeras luces del día, agentes de la Policía Científica de la Policía Nacional y de la UDEV inspeccionaron el balcón donde se desencadenó la tragedia al tiempo que tomaban declaraciones a los huéspedes de las habitaciones más cercanas y testigos presenciales. Sobre la mesita de la terraza habían varias botellas.

Tras realizar una serie de pesquisas, la hipótesis del crimen machista fue cogiendo fuerza. Los resultados preliminares de la autopsia confirmarían esta línea de investigación. La UFAM de la Policía Nacional se hizo cargo de las investigaciones del que todo apunta es el primer caso mortal de violencia de género en Ibiza en este 2021.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

De momento no hay comentarios.