0

La Asociación de Personas con Necesidades Especiales de Eivissa y Formentera (Apneef) está ultimando las obras y el acondicionamiento de una nueva sede en Santa Eulària. Según la gerente de la entidad, Carmen Boned, la apertura de este local tan «esperado» y «necesario» tendrá que ser en el mes enero. Y dice tendrá porque, en un principio, la fecha fijada para la inauguración no era esta.

En este sentido, Carmen Boned destacó que tuvieron que posponer la adecuación del local un tiempo debido a la pandemia –empezaron con las obras a finales de 2019– y problemas estructurales en el edificio que alberga el nuevo espacio.

Además, según explicó, como la rehabilitación ha sido tan considerable, también tuvieron que adaptar este proyecto a las nuevas normativas reguladoras. «Ojalá lo hubiésemos podido estrenar el Día de las Personas con Discapacidad, pero no ha podido ser. La apertura será a finales del próximo mes», destacó Boned.

La gerente de Apneef indicó que este nuevo espacio contará con cuatro despachos, una sala de reuniones, una sala de psicomotricidad, otra de fisioterapia, una polivalente y un baño adaptado. No obstante, aunque la intención de la asociación era inaugurar la sede el pasado tres de diciembre, Carmen Boned se mostró eufórica con este proyecto. «Será un local muy completo que cubrirá las necesidades de los usuarios de la parte norte de la isla. Con este nuevo local, ya no tendrán que desplazarse», explicó.

En total, 40 usuarios de Santa Eulària podrán ser atendidos en esta sede. «Nos tendremos que multiplicar. Ahora mismo tenemos alrededor de 38 personas trabajando, en la Asociación, entre voluntarios y personal fijo», puntualizó.

Mucho trabajo
Para Apneef, poner en marcha este proyecto significa mucho, puesto que han estado dos años trabajando muy duro para cumplir este «sueño». Un largo camino que, según Boned, hubiese estado lleno de espinas si no llega a ser por todas las personas que han querido cooperar en esta iniciativa.

«Multitud de empresas se han puesto en contacto con la asociación para ofrecer su apoyo y ayudar económicamente», subrayó Carmen en tono de agradecimiento. Es más, aseguró que sin la colaboración y el compromiso del Ayuntamiento de Santa Eulària este local no hubiese visto la luz. «Nos comprometimos desde el principio con la entidad. Por eso, el Consistorio asumirá el alquiler del bajo durante los próximos 25 años», destacó la concejala de Participación Ciudadana de la localidad, Antonia Picó. Según la concejala, no dudaron, ni un solo momento, en aceptar la solicitud de la asociación.

«Desde el Consistorio solo queremos facilitar las cosas a los usuarios de Santa Eulària. Nosotros nos movemos mucho para estar siempre a disposición de los vecinos, pero no llegamos a todo», puntualizó Picó.

Para Apneef, la colaboración de las administraciones públicas es esencial para llevar a cabo un proyecto de estas magnitudes. Por este motivo, desde la entidad esperan que el Consell d’Eivissa empiece a tramitar las ayudas y subvenciones municipales relativas a las obras del local.

Según Boned, partieron con un presupuesto de 300.000 euros. No obstante, pese a que todavía no ha finalizado la rehabilitación, se prevé un aumento del gasto.

«Ahora mismo están culminando las obras más importantes. Están terminado de colocar las ventanas, pintar las paredes e instalar el suelo», subrayó la gerente de Apneef.

Necesidades

Este acondicionamiento, permitirá que la Asociación pueda disponer de un espacio que cubra todas las necesidades de los usuarios de Santa Eulària.

«Tendremos cuatro despachos, una oficina para las reuniones y también salas especializadas. En total, el local mide 230 metros cuadrados», explicó con satisfacción Boned.

Asimismo, recalcó que, sin la ayuda tanto de empresas como de particulares, no hubiese sido posible sacar el local adelante. «Mucha gente se ha volcado. El arquitecto, por ejemplo, no nos quiso cobrar el proyecto técnico y muchos de los materiales de construcción han sido donados por empresas», puntualizó agradecida Boned.

Con este local, Apneef tendrá tres recintos habilitados en la isla: uno en Sant Antoni, cedido por el Ayuntamiento, otro en Ibiza y, dentro de poco, el esperado centro de Santa Eulària.