Plaza de la iglesia de Santa Gertrudis. | Ayuntamiento de Santa Eulària

1

Este miércoles, si no hay imprevistos, se iniciarán los trabajos para el soterramiento de cables en la plaza de la Iglesia de Santa Gertrudis de Fruitera, una actuación que persigue mejorar la estética del entorno más representativo de la población y uno de los más reconocibles como parte del municipio de Santa Eulària des Riu. Las obras se inician ahora para interferir lo menos posible en la actividad de los negocios de la zona, los cuales eligen habitualmente enero y febrero para cerrar sus puertas. Las obras tienen un plazo estimado de 7 semanas de duración.

Los trabajos que darán inicio tienen un coste de casi 70.000 euros y permitirán ocultar bajo tierra cientos de metros de cableado de baja tensión y telecomunicaciones, unos tendidos que discurren por las fachadas y que conectan un edificio con otro de forma aérea, suponiendo un elemento que merma la imagen del conjunto.

En intervenciones anteriores ya se preveía poder ejecutar posteriormente una intervención similar –una vez se tuvieran los permisos necesarios- por lo que existen canalizaciones realizadas que pueden ayudar a reducir las zanjas a realizar. La empresa encargada de la intervención es Idyne S.L.