Bañistas dicen «basta» en Porroig y echan a una lancha que quería amarrar.

42

La situación en Porroig sigue siendo insostenible. Un vídeo difundido por Maltesa del Mar muestra cómo un grupo de bañistas consigue «echar» de esta cala a una embarcación auxiliar de grandes dimensiones perteneciente al yate Why Worry y que había trasladado hasta la costa a unos turistas, invadiendo sin ningún tipo de miramiento la zona donde numerosas personas estaban disfrutando de un baño.

En concreto, fue este pasado domingo a las 20.45 horas cuando los ‘piratas’ de Porroig actuaron «con total impunidad en una zona protegida y de alto valor ecológico, realizando actividades de chárter ilegal», según se destaca en uno de los mensajes que acompaña al vídeo.

Una de las personas que se encuentran en el agua increpa a un trabajador de la lancha afirmando que «si conoces la ley del mar sabes que no te puedes meter aquí». Otra mujer agrega: «Dile a tu jefe que se compre una [lancha] más pequeña para poder entrar aquí, que seguro que le sobra dinero».

Según los testigos, los enfrentamientos entre bañistas de la cala y trabajadores de estas embarcaciones se repiten a diario.

La plataforma dedicada a la limpieza de fondos marinos denuncia en sus redes sociales esta «invasión» y «agresión», alertando además del peligro que estas situaciones pueden suponer para los usuarios de este tramo de costa.

Vidas en juego

«Creen que tienen todos los derechos comprados. Si no es así, que alguien nos explique cómo se llega a hacer lo que a uno le dé la gana. Esto que veis es una barbaridad», destaca Maltesa del Mar.
Según la plataforma, además de ser un «delito medioambiental» y una «irregularidad», un descuido en este lugar podría costar la vida de alguna persona.

Desde Maltesa del Mar reiteran su indignación por lo que viene sucediendo en la cala ibicenca: «Estamos al borde de cualquier cosa que pueda pasar y ya no se trata solo de la posidonia o de la limpieza de los fondos marinos. Esto va más allá. Hemos visto una lancha con una eslora de 14 metros y con niños en el agua. Puede pasar que gire mal o que el motor se ponga en marcha, todo en una situación de conflicto en la que hay nervios».

Responsables de la plataforma lamentan que lo vivido «es muy peligroso». Al mismo tiempo, destacan la repercusión y la reacción social que ya se está viendo ante estas situaciones de abuso.

Desde el Ayuntamiento de Sant Josep han explicado este miércoles que la Guardia Civil estuvo en Porroig hace unos días cortando cadenas e inutilizando muertos. El propio Consistorio gestionó además la retirada de los residuos provocados por estas acciones. Sant Josep recordó también que desde hace varios meses ha actuado en la retirada de muertos en Porroig.

La activista María José Estarellas reconoció ayer que «me produce mucha tristeza ver que no están cambiando las cosas» y, aunque es «complicado» desde el punto de vista de la Administración, consideró importante que las distintas instituciones implicadas «se pongan de acuerdo porque esto va a más».

«Porroig es solo un ejemplo. Recibo todos los días vídeos o llamadas de personas que aseguran no poder ir a pasar un rato tranquilo al mar. Es imposible. Estamos invadidos totalmente y va a más», lamentó también.

Además del peligro para los bañistas que acciones como la del vídeo pueden provocar, Estarellas denunció la contaminación que las embarcaciones causan en zonas como Porroig.

«Tienen que regular esto y poner coto. En otros lugares se ha conseguido. No puede existir tanta desidia año tras año», señaló también.

Estarellas reclamó protección para la posidonia puesto que el «futuro es sombrío» si no se protegen las praderas y se actúa de manera inminente.

«De forma pacífica, pero animo a la gente que no trague con esto, que no pisen de esta forma nuestros derechos. No puede ser», concluyó.