Anabel Dueñas y Rocío Carrasco promocionando el espectáculo. | Instagram

2

Rocío Carrasco viajó este viernes a Mallorca para poder disfrutar en primera persona de 'Qué no daría yo por ser Rocío Jurado', el espectáculo dedicado a su madre y dirigido por su marido Fidel Albiac. La hija de 'La más grande' se coló entre el público del Auditòrium de Palma y, en los últimos minutos del show, fue sorprendida por la protagonista del musical, Anabel Dueñas. En plena actuación la artista decidió subir las escaleras de la sala y acercarse a Rocío que estaba sentada como una espectadora más. Al ver a su amiga, Carrasco se levantó, le dio las manos y se animó a cantar con ella el tema Cómo yo te amo.

Un momento que acabó con un emotivo abrazo y los aplausos de los presentes. Para la ocasión la presentadora escogió una americana fucsia, su tono por excelencia desde que grabó la docuserie Rocío, contar la verdad para seguir viva. Tanto Rocio como Fidel son muy celosos de su vida privada y no tienen redes sociales, motivo por el que es muy complicado saber qué hacen en su día a día. Eso sí, gracias a Anabel y a las personas que se encontraban entre el público hemos podido ver este bonito momento.

Parece que ha sido un viaje fugaz y que el equipo ya ha abandonado la Isla, ya que el musical tenía una única función en Palma. Anabel, que se ha convertido en uno de los grandes apoyos de Rocío en los últimos años, se dio a conocer en Operación Triunfo 2008 y también colaboró durante años en el programa Qué tiempo tan feliz. La cordobesa fue la escogida por la propia Rocío para protagonizar el musical dedicado a su madre y, además, ha estado muy presente es sus últimas apariciones televisivas.