Andrés Palop, ayer durante la rueda de prensa ofrecida en el estadio de Can Misses.

0

Que el comienzo de la Unión Deportiva Ibiza no ha sido el esperado no lo va a descubrir ahora nadie. Sin embargo, la situación actual por la que atraviesa obliga al equipo ibicenco a ir «partido a partido», tal y como afirmó ayer Andrés Palop. El entrenador unionista se ha apuntado a la popular filosofía ‘cholista’. Considera que «ahora mismo es lo más inteligente» y que no es el momento de mirar arriba.

«Ahora mismo, si pensáramos en algo muy superior o en las posiciones de arriba nos estaríamos equivocando. Lo más importante ahora mismo es que el equipo encadene dos o tres victorias que pudieran consolidarlo en la zona noble. Eso le daría consistencia y más confianza. Podríamos en un futuro hablar de otra cosa, pero, ahora, lo más inteligente es hablar del día a día, de cada partido y e ir superando partidos, entrenamientos y situaciones que se nos vayan presentando.

A partir de ahí, veremos dónde podemos optar. Lo más inteligente es ir partido a partido. Sé que es un frase hecha, pero en la situación en la que estamos es lo inteligente», explicó el técnico unionista.

En cuanto al encuentro de mañana en el campo del Talavera, Andrés Palop no quiso desvelar si habrá muchos cambios. Tiene que realizar descartes al tener a todos disponibles y parece que Gonzalo volverá al once. De todas formas, el míster sabe de la máxima que reza que ‘cuando algo funciona, no hay que tocarlo’’.

«Cuando el equipo funciona, evidentemente hacer muchos cambios no es lo mejor. El equipo tiene que comportarse de una manera. Tiene que ir conociéndose cada vez más y, evidentemente, puede haber alguna variación en algún puesto porque siempre existen matices del rival que nos haga pensar que podemos hacerle daño con otro tipo de jugador» comentó Palop.

El que parece poco probable que aparezca en el once es Armenteros, ya que podría necesitar aún más tiempo de adaptación: «Ha ido acumulando minutos y la sensación es que va progresando, pero no es cuestión de una o dos semanas, sino de que vaya acumulando cargas y pueda responder».

El míster espera que no se repita la última actuación a domicilio, donde los suyos hincaron la rodilla con claridad: «Nuestra mentalidad es la de ganar los tres puntos en cualquier campo. En la última salida, la imagen no fue la queríamos. La respuesta, después, la tuvo en el siguiente partido».

Lo que sí tiene claro el preparador de los celestes es que «esta salida puede demostrar un poco el punto de madurez del equipo». «Va a demostrar qué es capaz de hacer contra un equipo muy bien trabajado», sentenció el entrenador de la UD Ibiza.