La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación de los hechos ocurridos en Llucmajor. | Guardia Civil

0

El juzgado de guardia dejó este lunes en libertad a un joven acusado de raptar a una niña de 12 años para violarla en una tienda de Llucmajor. El sospechoso encerró a la víctima en la trastienda del local, le enseñó una web pornográfica y le ofreció dinero a cambio de sexo, según fuentes policiales. La menor logró escapar.

Agentes de la Policía Local de Llucmajor encontraron a la víctima, asustada y nerviosa, cuando abandonaba el establecimiento y procedieron a la detención del hombre. La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación de estos hechos que se produjeron el pasado domingo alrededor de las tres y media de la tarde.

La niña explicó a los agentes de la Policía Local que el hombre, que es el encargado de la tienda, había intentado violarla después de que ella le pidiera un helado. El hombre contó a los policías que solo pidió a la menor que le ayudara a mover un pequeño mueble que hay en el establecimiento.