Los candidatos a las elecciones catalanas exhiben vetos cruzados que alejan la posibilidad de un pacto

| Madrid |

Valorar:
Los candidatos, en el debate de RTVE.

Los candidatos, en el debate de RTVE.

RTVE

Los candidatos a las elecciones catalanas del 14 de febrero han puesto de manifiesto en el debate de este domingo organizado por RTVE los vetos cruzados que alejan la posibilidad de un acuerdo que habilite la investidura de un presidente de la Generalitat en un Parlament que se augura atomizado.

Así ha sucedido en el debate en el que han participado el candidato de Cs, Carlos Carrizosa; la de Junts, Laura Borràs; el de ERC, Pere Aragonès; el del PSC, Salvador Illa; la de los comuns, Jéssica Albiach; el número dos de la CUP, Carles Riera; el del PP, Alejandro Fernández; la del PDeCAT, Àngels Chacón; y el de Vox, Ignacio Garriga.
Carrizosa ha alertado de la posibilidad de que el PSC pacte un tripartito con ERC y los comuns, y se ha ofrecido a Illa para hacer un gobierno constitucionalista: «¿Me cogerá el teléfono?», le ha preguntado tras decir que tiene previsto llamarle tras conocer los resultados del 14 de febrero.

Illa se ha comprometido con hacer un gobierno «de unidad y de reencuentro» que sea nítidamente progresista, aunque no ha concretado con quién pactaría, y ha insistido en que, si gana las elecciones, se presentará a la investidura, a diferencia de lo que hizo Inés Arrimadas (Cs) cuando ganó en 2017.

Aragonès ha insistido en su propuesta de hacer un gobierno amplio con Junts, comuns y CUP, ya que reivindica a ERC como el único capaz de aglutinar los partidos que defienden la autodeterminación y la amnistía, y ha reprochado a Borràs que alerte de un hipotético tripartito: «Parece de Convergencia obsesionada con el tripartito», y ha vuelto a negar un posible pacto con el PSC.

Por su parte, Borràs ha replicado que es ERC quien parece convergente por su política en Madrid de apoyo a algunas medidas del Gobierno, se ha erigido como «la garantía contra tripartitos por activa y por pasiva», y ha recalcado que solo pactará con partidos independentistas, pero no para conseguir simplemente un Govern con independentistas, sino que sirva para avanzar realmente hacia la independencia.

PACTOS SIN «XENÓFOBOS»

Albiach ha defendido su propuesta de un gobierno progresista con PSC y ERC, y ha reprochado a Aragonès que se plantee formar gobierno con Junts, que lleva en sus listas a miembros «xenófobos», a lo que el candidato republicano ha dicho que en su gobierno no habrá nadie xenófobo, y la candidata de los comuns ha entendido este comentario como un veto a miembros de la lista de Borràs.

Riera no ha especificado con qué partidos pactar, pero se ha postulado como la garantía de que Illa no sea presidente de la Generalitat y de que habrá un gobierno independentistas, en sus palabras, pero que repita el «fracaso» del último Govern formado por Junts y ERC.
Chacón ha planteado al PDeCAT como un «partido clave para el futuro Govern» que esté comprometido con la independencia, pero no a cualquier precio y que no dependa de la CUP.

Desde el PP, Fernández ha insistido en la posibilidad de un cambio que no pase ni por otro gobierno independentista ni por un tripartito de izquierdas, y ha recriminado a Carrizosa que diga tan claramente que quiere pactar con el PSC: «Le advertí de que no se entregara tan abiertamente a Illa porque le dejaría tirado. Lo acaba de hacer».

El candidato de Vox, Ignacio Garriga, ha afirmado que solo pactará «con todos aquellos dispuestos a garantizar la libertad, la prosperidad y la seguridad de los catalanes».

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

De momento no hay comentarios.