La pasarela se celebró en la Plaça de Europa de Es Pujols ayer por la noche y resultó todo un éxito | Pep Toni Bartolomé

0

La plaza Europa de es Pujols se vistió de gala este viernes por la noche para disfrutar con el regreso de forma presencial de la Passarel·la de Moda de la isla después de que el año pasado se tuviera que celebrar de forma virtual debido al coronavirus.

Esta edición fue presentada por la periodista Montse Monsalve y por el joven cantautor Miquel Tur, ganador de la primera edición del concurso Canço de la Nit de Sant Joan del Institut d’Estudis Eivissencs. Contó con la participación de 18 firmas de joyas, complementos y ropa afincadas en las Pitiusas que se repartieron en un total de 15 desfiles, divididos en varios bloques distintos.

[Las mejores imágenes de la Passarel·la de la Moda de Formentera. (Fotos: Pep Toni Bartolomé)]

Tras ser inaugurada por la vicepresidenta del Consell de Formentera y consellera de Comerç, Ana Juan, la pasarela 2021 comenzó con un primer bloque que abrió Janne Bikinis, una marca creada en los años hippies de Ibiza que presentó para la ocasión una selección de piezas hechas a mano muy coloridas que recordaron a los presentes la Formentera de los años 70. Después, le siguieron Hippie Shop, con una selección de bañadores que resaltaban a la perfección las formas del cuerpo, y Kavra Formentera con sus velos de infinitos colores y matices.

Varios bloques

La segunda parte comenzó con la colección Universo en la que la firma Equilibre presentó piezas con tejidos hechos de células y colores y continuó con la firma Simona Colzi y sus piezas y quimonos que inspirados en las plantas de Formentera han sido elaborados con telas de pura seda respetando al máximo el mediambiente.

Tras ellos fue el turno de la firma Vintage Ibiza, con amplia trayectoria en Adlib Moda Ibiza y en la Pasarela Adlib. En Formentera presentaron una colección inspirada en la vida mediterránea, fresca y desenfadada y en los años 70, dando gran protagonismo a las flores, los encajes y el algodón voile.

Macramé & Acho Joyas creó una colección inspirada en los orígenes del universo con tejidos orgánicos que resaltaban a la perfección la belleza de la mujer y después Molly Mallone se fusionó con las espardenyes de Es pelegrí para presentar diseños que estaban inspirados en la tradición pesquera de Formentera con un toque contemporáneo y alternativo. Tras ellos, la firma Michele Crocitto mostró su colección Viatge a l’Art repleta de quimonos y caftanes bordados a mano y adornados con joyas elaboradas por la estilista Giorgia Pacini.

La cuarta parte la abrieron Elena Hurgado y Lorenzo Pepe (OBI) con una sucesión de piezas cómodas y elegantes elaboradas con tejidos de primera calidad y después para su debut en el mundo de la moda la joven de Sant Ferran Laura López presentó Lluna de Sal, una colección inspirada directamente en las salinas de Formentera, en colaboración con la joyería De Santis Formentera.

Tras ella, Eva Cardona celebró sus 20 años en el mundo de la moda con piezas elegantes que potencian la feminidad y que fueron un resumen de su exitosa trayectoria, mientras que Ur Joies presentó una colección exclusiva que recreaban formas orgánicas de estilo propio en distintos colores y texturas y Flavio Cocho su propuesta Aridoameria que a través de joyas nierika buscaba ensalzar al ser humano, a lo femenino y a la mujer, con ornamentos procedentes de la tierra.

Finalmente, el broche a esta edición lo puso Majoral con un homenaje a los años 70 cuando él comenzó a trabajar como joyero en la Mola.