Imagen de archivo de los contenedores soterrados de es Pujols. | Toni Ruiz

15

El empresariado de Formentera está empezando a ver con preocupación el incremento del precio de los vuelos debido al continuo aumento del precio de los combustibles. Desde la Federación Hotelera de la pitiusa del sur su presidente, Juan Manuel Costa, reconoció que «empieza a ser muy preocupante el incremento del precio de los aviones» debido al alza del combustible, una tendencia que todo apunta a que va a ir a más con el paso de los meses.

«Se están empezando a disparar y esto es muy mala señal», reconoció, «ya que puede provocar que mucha gente dé marcha atrás y opte por no salir de vacaciones» pese a haber realizado de antemano su reserva.

Una preocupación que también comparte la gerente de PIMEF en Formentera, Lidia Álvarez, que destacó que, al precio de los vuelos, hay que sumarle otra serie de gastos que podría hacer inasumible para un turista visitar la isla. «Todos sabemos que Formentera no es un sitio asequible para venir de vacaciones», indicó Álvarez, «hay que tener un cierto nivel adquisitivo para venir y, al final, la gente se está encontrando que tiene que pagar ecotasa, formentera eco, zona azul y un montón de cosas más», lo que sumado al incremento de precios de las materias primas hace que «no estén muy contentos».

La gerente de la Pequeña y Mediana Empresa de la isla criticó que la gestión que están llevando a cabo las administraciones no está ayudando en nada a la imagen de Formentera esta temporada.
En primer lugar, hizo referencia a un problema endémico, como es la venta ambulante, que empezó a funcionar «a finales de marzo y principios de abril». «Somos conscientes de que este año hay más presencia de Guardia Civil en Illetas, reconoció Lidia Álvarez, «pero no hay medios suficientes para parar toda la ola de venta ambulante que invade las playas».

Una competencia «ilegal y desleal» que sigue suponiendo un «problema para el comercio local que paga alquiler, paga impuestos y genera empleo».

Otro aspecto con el que no están «nada contentos» desde PIMEF es la gestión de la retirada de la posidonia de las playas. «Consideramos que cuando empieza la temporada, que es el 1 de mayo, ya deberían estar todas las playas limpias, porque del 1 al 15 no hay tanta diferencia para que medioambientalmente afecte a la playa» subrayó Álvarez, que criticó a su vez que en las fechas en las que estamos sigan las montañas de posidonia sin recoger. «Si bien es cierto que el tractor está estropeado», reconoció la gerente de la patronal, «se puede alquilar uno, porque para eso hay medios en la administración, y limpiar de una vez las playas en lugar de que esperar a que llegue la pieza de no sé dónde porque estamos a finales de junio y las playas están como están. Es una muy mala gestión por parte del Consell», apuntó.

Cargó también contra la limpieza de la isla en general, desde el «desastre» de los contenedores, especialmente los de Es Cap y Punta Prima que da «una imagen dantesca», así como contra el hecho de que el Consell empezara ayer mismo a limpiar las cunetas de las carretera, «que están llenas de cartones y de basura». «No se está cuidando nada este año la imagen de Formentera», puntualizó.

Finalmente, Lidia Álvarez denunció la situación provocada por las administraciones, Consell y Autoridad Portuaria, en el puerto de la Savina. Una problemática «que ellas mismas han provocado y que no son capaces de solucionar» y que está provocando que «empresas con más de 50 años no puedan trabajar y se estén levantando en rebeldía porque les están ahogando».
«Todo esto en conjuntos nos preocupa, porque se está dañando mucho la imagen de Formentera», sentenció.