La Guardia Civil investiga el robo de joyas, relojes, ordenadores y dinero en casas de Sant Agustí

| |

Valorar:
preload
Imagen de un control de la Guardia Civil en una zona próxima al lugar donde se han producido los últimos robos.

Imagen de un control de la Guardia Civil en una zona próxima al lugar donde se han producido los últimos robos.

25-10-2017

Un ordenador portátil, joyas, dos relojes valorados en 700 euros, más de 500 euros en efectivo y productos cosméticos por valor de 1.800 euros. Es parte del botín que se llevaron los ladrones que reventaron dos casas de Sant Agustí la noche del miércoles pasado. Fueron las últimas casas forzadas en una cadena de robos que arrancó 72 horas antes en una vivienda situada en el mismo entorno y de la que los ladrones se llevaron una caja fuerte.

Según informaron ayer desde la Oficina Periférica de Comunicación de la Guardia Civil, agentes del Equipo Roca investigan los hechos y tratan de identificar a los autores de una cadena de robos que ha sobresaltado a los vecinos de Sant Agustí.

La plataforma de vecinos víctimas de los robos en casas de campo ha contabilizado media docena de robos en Sant Agustí en cuestión de 72 horas y, al menos, tres de ellos han sido denunciados ante la Guardia Civil.

Los afectados hacen hincapié en que este año «ha sido mucho más tranquilo que el pasado», en el que se registraron más de un centenar de robos en casas de campo de puntos de Santa Gertrudis, Sant Carles, Sant Llorenç, Buscastell o Sant Josep. Ahora, tras esta oleada en Sant Agustí, los vecinos advierten de que puede ser algo puntual, pero reclaman que las fuerzas de seguridad «no bajen la guardia porque la experiencia nos dice que a veces hay más robos cuando se acaba la temporada que en pleno verano».

Los robos denunciados se produjeron entre la noche del domingo y el miércoles pasado. Según señalaron vecinos de la zona, los ladrones se llevaron una caja fuerte de una de las casas asaltadas.

Entre los robos denunciados ante la Guardia Civil figura el de una casa familiar en la que los ladrones entraron aprovechando una salida de sus propietarios. Fue un familiar de las víctimas la que les alertó de que había saltado la alarma de la casa. al llegar, la propietaria observó que una de las puertas estaba reventada. Al acceder a la vivienda comprobaron que la casa estaba completamente revuelta.

La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación de estos hechos y ha recabado información para tratar de poner rostro a los autores de los robos con fuerza.

LA NOTA

Vigilancias y bombines reventados

Las investigaciones apuntan a que los robos habrían sido cometidos por las mismas personas y la Guardia Civil ha recabado información entre los afectados y los vecinos que han aportado detalles sobre movimientos de personas
o coches sospechosos por la zona durante los últimos días. Los robos han afectado a una zona de viviendas de campo ubicadas a las afueras del núcleo de Sant Agustí. Los delincuentes han entrado en algunas casas destinadas al alquiler, pero también han entrado en viviendas familiares. En todos los casos los ladrones accedieron después de
forzar los bombines de alguna puerta y en un momento en que las casas estaban vacías, un hecho que muestra que habían estado realizando una vigilancia previa.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.