Dos quintos premios dejan 1,2 millones de euros en varios municipios de Ibiza

| Eivissa |

Valorar:
preload
Cati Tur y Lidia Arabí celebran el quinto premio que le tocó a la primera en el despacho de loterías de Pedro Francés.

Cati Tur y Lidia Arabí celebran el quinto premio que le tocó a la primera en el despacho de loterías de Pedro Francés.

Arguiñe Escandón

En Vila, Sant Antoni, Santa Eulària y Sant Josep hubo premio. Dos quintos, en concreto, dejaron ayer en Ibiza 1.212.000 euros con motivo del Sorteo Extraordinario de Navidad para los afortunados que decidieron comprar el 06.293 y el 81.610. Eso sin contar terminaciones, reintegros y pedrea. Entre los premios menores, varias asociaciones y colectivos repartieron décimos y participaciones con la última decena del Gordo, como la Asociación Ibiza y Formentera contra el Cáncer o la agrupación Es Broll de Santa Eulària.

Un sorteo atípico, aunque en cuestiones de azar todo es posible aunque sea poco probable. El Gordo, el 26.590, salía del bombo nada más ocho minutos después de empezar el sorteo, a las 9:19, el segundo más rápido de la historia.

El primer quinto premio que cayó en Ibiza no se hizo esperar mucho, apenas eran las 10:25 cuando los niños del colegio San Ildefonso cantaban el 06.293.

Con el último premio que salió del bombo llegaba de nuevo la alegría a Ibiza. Eran las 13:12 cuando la bola de madera de boj con el número 81.610 caía en el bol de cristal al mismo tiempo que el octavo quinto premio que fue a parar a Sant Antoni de Portmany, al barrio de Can Bellotera y a Puig d’en Valls.

No lo esperaba
A Lidia Arabí, la propietaria del despacho mixto de loterías de la calle Pere Francés, la noticia le pilló mientras estaba arreglando la casa y preparando la comida del domingo. «¿Pero es que no vienes?», le urgía su hijo por teléfono. Lidia fue tranquila. Cuando llegó le esperaba una nube de periodistas. El año pasado ya le habían dado una falsa alarma de premio en su despacho, por lo que este esperó confirmación.

Estaba contenta. Le decían que había vendido 19 décimos del número 06.293, agraciado con uno de los quintos premios. Poco después le llegó la sorpresa. Su terminal había repartido 19 series, según le informaba el delegado de Loterías y Apuestas del Estado en las Pitiusas. A 6.000 euros el décimo premiado sumaba un total de 1.140.000 euros.
Es la segunda vez que reparten un quinto premio del sorteo de Navidad. La primera fue en 2015, 22 días después de abrir el despacho mixto 60.835, que vende lotería a través de terminal.

Entre las agraciadas que se acercaron a celebrar su premio estaban Cati y Marga Tur, que querían destinar el premio a una buena cena en fin de año. También pasó por este negocio Silvia López, que se mudó al barrio de Es Pratet hace tres semanas y le compró otro décimo a la empleada del banco con la que había negociado la hipoteca de su nueva casa. El premio planeaba gastarlo en unas vacaciones.

Abonados a los quintos
En el despacho de Loterías del número 3 de la plaza de España de Sant Antoni de Portmany repartieron 10 décimos del 81.610, en total 60.000 euros en premios. Es el tercer año consecutivo que reparte décimos del quinto premio. «Aunque no es el Gordo, esto tiene contenta a la clientela, que es lo que nos interesa a los negocios que vendemos lotería., indicaba su propietario Andrés Navarro.

Horas antes había estado entregándole el cartel que acreditaba al despacho mixto de Lidia Arabí como vendedora del quinto premio, dado que es el delegado de Loterías y Apuestas del Estado en Ibiza y Formentera.

El número 81.610 también se vendió en despachos mixtos de Can Bellotera y Puig d’en Valls a través de terminal.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.