Un enfermero suministra la vacuna de la COVID-19 a una gran dependiente. | CAIB

5

La Conselleria de Salud y Consumo ha vacunado ya a un total de 488 grandes dependientes, desde que este miércoles empezara el proceso de vacunación para el colectivo de 4.500 grandes dependientes con grado III reconocido por la Ley de dependencia, mayores de 16 años de edad y que no están institucionalizados y también para sus cuidadores profesionales.

Según ha informado la Conselleria de Salud y Consumo este viernes en nota de prensa, en Baleares, en este colectivo, hay registradas en la actualidad 4.436 personas, de las que 3.382 viven en Mallorca, 524 en Menorca, 470 en Ibiza y 63 en Formentera. La previsión es que en dos semanas este colectivo haya podido recibir la primera dosis de la vacuna.

La vacunación se está realizando de manera simultánea por parte de los equipos de Atención Primaria. Los centros de salud dan cita vía telefónica a los pacientes, que son vacunados bien en el centro de salud o bien en su domicilio por un equipo de atención domiciliaria.

Desde Atención Primaria estos días se ha trabajado en preparar el dispositivo necesario para llevar a cabo esta vacunación. Después, las enfermeras referentes de cada paciente se han puesto en contacto telefónico para conocer y valorar la situación clínica de cada uno y confirmar que pueden recibir la dosis, programar la cita para acudir al centro de salud o, en caso de personas con problemas de movilidad, determinar que sean los equipos de enfermería los que se desplacen a sus domicilios para administrar la vacuna.

En cuanto a los cuidadores de los grandes dependientes, de momento solo está prevista la vacunación de los cuidadores profesionales. Aun así, la Conselleria de Salud y Consumo está trabajando y defendiendo ante el Ministerio que se pueda ampliar a un cuidador por cada gran dependiente.